Publicidad

Yamaha XJR 1300 Skullmonkee, más Yardbuild Project
Custom

Yamaha XJR 1300 Skullmonkee, más Yardbuild Project

¿Habrán encontrado en Yamaha la piedra filosofal que les permite fabricar motos que luego se pueden transformar fácilmente? Parece que si, o al menos con el Proyecto Yardbuild llevan un tiempo enseñándonos algunos trabajos de renombrados talleres que están muy a la altura y que nos permiten comprar una moto estándar y transformarla en algo muy personal siempre que nuestro bolsillo sea capaz de soportarlo.

Esta semana le toca el turno a la Yamaha XJR1300 Skullmonkee. Si, lo has adivinado, detrás de esta transformación están los chicos de Wrenchmonkees, que ya conocemos en Motorpasión Moto desde hace unos cuantos años. Tantos que el primer modelo de Yamaha XJR1300 que transformaron los daneses es de hace un par de años, entonces se llamaba Yamaha XJR1300 Monkeyfist, y desde entonces lo han ido refinando.

Yamaha Xjr1300 Skullmonkee 10

Claro que ahora la transformación ya no está hecha de manera irreversible, con cortes y soldaduras, el trabajo es menos agresivo que entonces y busca huir de os cambios radicales. Según cuenta Shun Miyazawa, el responsable de productos de Yamaha Motor Europe:

Wrenchmonkees ya proporcionó información muy valiosa para crear este último modelo de XJR gracias a sus primeras colaboraciones. Su XJR1300 Yard Built "Monkeefist" fue una de las precursoras de la XJR de 2015 y fue una inspiración fundamental para dar con el diseño actual. Gracias a esta influencia no sentimos que fuera necesario cambiar la moto drásticamente, sino que nos centramos en ajustarla y mejorarla donde fuera necesario para optimizar el modelo.

Las palabras de Per Nielsen también hablan de lo comedido de esta transformación:

Trabajamos muy duro para asegurarnos de que no había cambios radicales de diseño en la transformación, en lugar de añadir nuestro característico estilo minimalista con una silueta estilizada, sin realizar cortes o soldaduras en el chasis.

Primero desmontamos la moto al máximo y retiramos algunos componentes para que pareciera que nunca habían estado ahí. Sobre esa base, trabajamos con otras empresas desde el primer momento para dar con piezas "añadidas" que pudiéramos modificar para crear nuestro estilo propio.

El último párrafo pertenece a Nicholas Bech, otro de los Wrenchmonkees.

Yamaha Xjr1300 Skullmonkee 06

Gracias a las fotos y al vídeo que encontraréis al final podemos apreciar el trabajo que han realizado sobre esta moto. En ella encontramos piezas artesanales como la tija superior "Monkeyfist" realizada en aluminio anodizado o las preciosas tapas del motor. El manillar ha sido completamente despejado para dejar unos semi-manillares LSL Speed Match en negro, con puños Bitwell. En el centro encontramos un mini-reloj cuentakilómetros MMB digital con iluminación amarilla, igual que la luz del faro fabricado en el taller de Wrenchmonkees.

Los frenos, un apartado demasiadas veces olvidado en las transformaciones, aquí han recibido una buena mejora, se ha añadido un kit Beringer completo con discos Hypersport, pinzas Beringer en ambos ejes y unas bombas de freno también de la misma marca a juego con la del embrague. Los latiguillos utilizados son de acero y van en negro para que no destaquen lo más mínimo.

Las estriberas retrasadas las firma LSL y son de aluminio negro mate. Gracias a ellas se modifica la postura de conducción haciéndola más agresiva. Parte de la culpa de esa posición la tiene también el amortiguador Öhlins STX36. Las llantas son las originales, y se les ha calzado unos neumáticos Michelin Pilot Road S4.

La dirección de esta bestia cuenta con un amortiguador LSL Titán, para que todo vaya por dónde el piloto ha pensado. En la zona trasera encontramos un piloto LED minimalista. Sobre el motor no nos cuentan nada más que le han instalado un sistema de escape 4-en-2 fabricado en acero inoxidable con un par de silenciosos Wrenchmonkees Spark.

Yamaha Xjr1300 Skullmonkee 07

La moto está toda lacada en negro brillante y el emblema del depósito es el Skullmonkee que le da nombre a la creación. quizá lo más discutible sean los pequeños detalles dorados de los amortiguadores traseros, pero creo que se lo vamos a perdonar.

Los clientes que quieran fabricarse una de estas Yamaha XJR1300 Skullmonkee pueden pedir las piezas directamente en la web de Wrenchmonkees. Aunque en ella indican que en esto momentos están sin stock si que podemos ver los precios.

A mi, personalmente, me sigue encantando el trabajo de estos daneses. Quizá sea porque no buscan fabricar motos de salón, sino motos completamente utilitarias que si te las cruzas aparcadas en una calle no te llaman la atención. Cosas que tiene lo de tener gusto por las transformaciones, pero estar un poco cansado del cromo.

Vía | Yamaha motor Europe
Vídeo vía Youtube | Yamaha Motor Europe

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios