Compartir
Publicidad
Publicidad

Este vídeo te enseña por qué nunca puedes bajar la guardia en moto; hasta un colchón puede atacarte

Este vídeo te enseña por qué nunca puedes bajar la guardia en moto; hasta un colchón puede atacarte
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Es viernes, empieza el fin de semana y alguno que otro ya coge vacaciones de Semana Santa. Hace un tiempo perfecto para salir en moto así que nada mejor que desempolvar nuestras mejores galas y echarnos a la carretera, o al campo. Pero cuidado amigos, el peligro se esconde en cualquier curva, recta, avenida o incluso túnel.

Para que no bajes la guardia hoy os traemos un vídeo de esos un poco mindfuck. El suceso ocurrió cuando Aaron Wood circulaba despreocupado a 80 km/h por un túnel de Brisbane con su Honda CBR1000RR. A salvo de cualquier precipitación, o al menos eso se pensaba él hasta que el colchón que circulaba en un remolque decidió echar a volar.

El culpable del incidente no ha sido indentificado

Con una nota de 8 sobre 10 por la ejecución, el colchón se convirtió en una confortable trampa justo delante de la moto. Wood se agarró fuerte al manillar de su moto confiando poder salvar la caída pasando por encima pero lejos de eso el colchón se le metió entre la rueda delantera y el radiador, haciendo una especie de cepo inmovilizador. Por suerte, Aaron logró salvar la caída.

"Llevo montando en moto desde hace más de 20 años y nunca me había pasado algo así", aseguraba Woods, lógico. La policía de Ipswick está tratando de identificar al vehículo y al conductor causantes del incidente, pero la resolución de las cámaras de seguridad impide la correcta lectura de la matrícula.

Honda Cbr1000rr Colchon 1

Pese a lo poco aparatoso y mullido del suceso, el saldo final se cerró con heridas leves para Brendan y el consuelo de saber que podría haber sido mucho peor. Y sino que se lo cuente a este otro motorista, Brendan Jankowski, que vimos hace algún tiempo y que no pudo evitar la caída después de que otro objeto caído le interceptase en su trayectoria.

Así que ya sabéis, si os encontráis en la carretera con un vehículo transportando una carga potencialmente peligrosa, corred insensatos.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos