Publicidad

¿Por qué Kawasaki y BMW pasan de MotoGP y prefieren correr en las Superbikes?
MotoGP

¿Por qué Kawasaki y BMW pasan de MotoGP y prefieren correr en las Superbikes?

El mundial de MotoGP está pasando por uno de sus momentos más dulces de los últimos tiempos en cuanto a igualdad. En la pretemporada de este 2020 vimos que las seis marcas del mundial, Honda, Ducati, Yamaha, Suzuki, KTM y Aprilia, estaban muy igualadas. Las normas de Dorna en beneficio de las motos más lentas han dado su fruto.

Ante esta situación, siempre surge una pregunta: ¿Por qué Kawasaki y BMW no dan el salto y también compiten en el mundial de MotoGP? Ambas marcas están corriendo en las Superbikes con mucho éxito en el caso de los japoneses y con progresos notables por parte de los alemanes. Sin embargo, ni Kawasaki ni BMW se plantean correr en MotoGP.

Kawasaki gasta diez veces menos en ganar en Superbikes de lo que cuesta correr en MotoGP

Jonathan Rea Phillip Island Sbk 2020

Antes de pensar por qué hay marcas que no quieren correr en MotoGP deberíamos explicar qué buscan las que sí lo hacen. Principalmente una cosa: vender más motos. Publicidad, marketing y prestigio. Que los usuarios sepan cómo hace esta marca las motos y confíen en ella a la hora de comprarse una.

Sí, la competición también es un medio de desarrollo tecnológico, pero está asumido que es muy ineficiente. Porque además de invertir en la moto hay que pagar otras cosas que nada tienen que ver con el asunto. Desplazamientos, circuitos, pilotos, hoteles, inscripciones y otros muchos gastos derivados de la competición que en nada mejoran la moto.

Sykes Bmw Sbk 2020

Correr en MotoGP es muy caro, diez veces más que hacerlo en Superbikes, y ese es el principal impedimento para que Kawasaki y BMW se adentren en la categoría reina de las motos. Para no hacer en ridículo en MotoGP necesitas un presupuesto mínimo de 60 ó 70 millones de euros. Honda se gasta casi 100 en ser campeona los últimos años.

Kawasaki lleva cinco mundiales consecutivos de Superbikes con un presupuesto de 8 millones de euros anuales. Ir a MotoGP supone un salto al vacío en lo económico sin tener ninguna seguridad de que eso te va a reportar un verdadero beneficio publicitario. Es decir, que puedes gastar más dinero en correr en MotoGP que las motos extra que vas a vender por ello.

Ton Sykes Bmw Sbk 2020

En resumidas cuentas, a Kawasaki no le sale rentable dejar de ganar en Superbikes por 8 millones de euros al año para ser los últimos de MotoGP gastándose diez veces más. No olvidemos que en la categoría de motos derivadas de serie también están Honda, Ducati y Yamaha, y todas agachan la cabeza frente al dominio de Kawasaki.

Los de Iwata viven más cómodos en el "si Kawasaki corriese en MotoGP, ganaría" que yendo allí a demostrar lo contrario. Además, recordemos que aunque no en Europa, hay países donde las Superbikes son tan seguidas o más que MotoGP. Por ejemplo en el sudeste asiático, un mercado de motos nada desdeñable.

Ton Sykes Bmw Sbk 2020

Kawasaki se las apaña todos los años para ser la tercera marca de motos que más vende a nivel mundial, por detrás de Honda y Yamaha. Están cómodos con su posición y saben que correr en MotoGP no solo no les haría superar a las que tiene delante, sino que podría hacerles quedar mal respecto a alguna marca que tienen detrás.

Así que en Kawasaki se encargan de decir por activa y por pasiva que no van a volver a MotoGP, por mucho que a Jonathan Rea le hiciese ilusión y por más que los rumores dijesen que se planteó la posibilidad de hacer algún wild card con la Kawasaki ZX-10RR de Superbikes. Eso no sería ni serio ni competitivo. Mala publicidad.

Kawasaki ya fracasó en MotoGP y BMW ni siquiera es competitiva en SBK

Kawasaki Motogp

Hay que recordar que Kawasaki ya estuvo compitiendo en MotoGP como equipo oficial. Entraron a finales de 2002, casi al mismo tiempo que Ducati, pero con resultados bien diferentes. Los de Iwata ni siquiera ganaron una carrera hasta que en 2009 se fueron después de la crisis económica. Cinco podios en siete temporadas y media fue el pobre balance.

Kawasaki reforzó su apuesta por las Superbikes y la inversión ha dado sus frutos. Desde entonces, los verdes han ganado seis de los diez mundiales que se han disputado, los últimos cinco de forma consecutiva. Han dominado por completo la década. Han pasado de ser un equipo que gastar mucho para quedar últimos en MotoGP a ser un equipo que gasta poco para ganar en Superbikes.

Bmw Safety Car Motogp

En el caso de BMW su presencia en el mundial ha sido testimonial, y nunca como equipo oficial. Alguna vez se vio alguna BMW participando en la antigua categoría de 500 cc, pero siempre de la mano de algún privado. MotoGP no ha interesado nunca a los alemanes más que para figurar con el Safety Car.

De hecho, antes de plantearse cotas tan altas, BMW tendría que ser verdaderamente competitiva en Superbikes. En las motos derivadas de serie la igualdad también es grande, pero hoy por hoy el proyecto de BMW es el más joven y, por lo tanto, el que peores resultados está obteniendo. Y eso que tienen a una figura como Tom Sykes.

Para competir en MotoGP además de dinero hace falta mucho tiempo de desarrollo

Aprilia Ktm Motogp

En resumen, es simple cuestión de preferencias por parte de las marcas. Por ejemplo, Aprilia y Suzuki han abandonado el mundial de Superbikes para meterse de lleno en MotoGP. Pero aunque entraron a la vez, las cosas les van muy diferentes. Los de Hamamatsu ya han ganado carreras y están en disposición de luchar por el título. Los italianos son los peores de la parrilla.

El ejemplo de KTM es bien claro. Tienen un presupuesto muy importante depositado en su proyecto de MotoGP, pero después de tres temporadas no han ganado ninguna carrera. Solo llevan un podio, y fue en una carrera con lluvia. Además de dinero hace falta experiencia y muchos años de desarrollo para tener una estructura competente.

Rea Sykes Sbk 2019

Ahora mismo, entrar en MotoGP no es una garantía de éxito ni deportivo ni empresarial para ninguna de las dos marcas. Kawasaki lo vivió en carnes propias a principios de siglo, mientras que BMW nunca se ha metido en una aventura tan grande como la de fabricar un prototipo para MotoGP. Ya tienen su clientela y su marca asegurada, no les compensa una inversión así sin retorno asegurado.

Las cartas están repartidas. Desde hace un tiempo Dorna ya no trabaja en incorporar a Kawasaki y BMW. Ellos han tomado su decisión y es alejada de los prototipos. MotoGP lucha por consolidar sus seis marcas y mantenerlas en un negocio caro que no todas quieres pagar. Al menos, de momento. Siempre habrá tiempo para que Kawasaki y BMW cambien de necesidades.

En Motorpasión Moto | Cuando conquistar los 500 cc y la Fórmula 1 se convirtió en seducción: siete pilotos que se pasaron de las motos a los coches | Pedelec y el lío de las bicicletas eléctricas: por qué estamos usando mal sus categorías, punto por punto

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios