Compartir
Publicidad

Roland Sands KRV5 Tracker

Roland Sands KRV5 Tracker
Guardar
10 Comentarios
Publicidad
Publicidad

¿Que pasaría si le diéramos un motor V5 de Moto GP a un constructor de motos custom de USA? No, no me he vuelto loco, Kenny Roberts decidió en el GP de Laguna Seca de 2005 cederle uno de sus motores V5 a Roland Sands, que es un afamado constructor de Motos Custom y Concep Bikes en los Estados Unidos.

Roberts tampoco estaba haciendo una locura, ya que conocía a Roland de cuando su hijo pequeño, Kurtis Roberts, competía en el AMA 250 GP, campeonato en el que Roland consiguió 9 victorias y el campeonato en 1998. En el GP, y tras una entrevista entre Roland, Roberts y su Team Manager Chuck Askland, cerraron un acuerdo por el que le cedían a Roland un motor V5 de los que Roberts desarrolló entre 2002 y 2005 para la categoría de Moto GP y este se comprometía a fabricar una moto y tenerla lista antes del siguiente GP.

Roland Sands KRV5

Roland Sands KRV5
Con semejante encargo a Roland solo se le ocurrió recrear un tipo de motos que proliferó a principios del siglo XX, las Road Tracker, que corrían por pistas de madera en los años 20 y 30. La mayor diferencia es que esta nueva versión tendría un motor de cerca de 200 CV, unas 10 veces más que el motor de un Ford Modelo T, que era lo habitual en la época original. Por lo demás Roland ha conservado casi todas las cualidades de aquellas motos, chasis rígido, asiento de cuero, y lo que es mas alucinante, ¡solo ha montado un freno trasero! (aunque tras algunas pruebas ya ha montado otro delantero)

El motor, todo un pata negra de GP, incluye todos los refinamientos de la categoría, con abundante fibra de carbono, titanio y aluminio. En su día Roberts se inspiró en el exitoso RC211V de Honda, que dominó los primeros años del cambio de 2 a 4 tiempos en los GP.

Roland Sands KRV5

Para su uso en calle han tenido que quitarle algunos gadgets como los elementos de telemetría y simplificar un poco el encendido original. A cambio monta un embrague con sistema anti deslizamiento, un radiador que les prestó Roberts de una de sus 500 de GP y los escapes originales ligeramente adaptados.

Roland Sands KRV5

Por fin llegó el día del GP de Laguna Seca 2006 y allí estaba Roland con su moto lista para rodar, a pesar de la incredulidad de Roberts. Los acabados se pueden apreciar en las fotos, incluida la preciosa pintura realizada por Chris Wood, que además cumplía uno de los pocos requerimientos que le puso Roberts, que su logo KR apareciera en los lados del depósito.

roland_sands_krv5_66.jpg

Ansioso, Roberts la probó, y sus comentarios fueron del estilo de "Es como un tiro, y sale de todas las curvas levantando la rueda delantera" Roland dice que la moto es fácil de conducir y que es capaz de inclinar hasta llegar al borde de su gigantesco neumático trasero de 230 mm de ancho en una llanta de 21 pulgadas.

Vía | Motocycle USA Mas información | Roland Sands

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos