Compartir
Publicidad

Las Ducati se pondrán a dieta para la próxima cita de Superbikes

Las Ducati se pondrán a dieta para la próxima cita de Superbikes
Guardar
10 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Una de las noticias que han surgido de la prueba del Mundial de Superbikes de este fin de semana en el circuito sudafricano de Kyalami, lleva consigo la primera modificación del reglamento desde hace dos años y medio. Concretamente, la modificación se ha producido en la reducción del peso mínimo, pero ojo, no en el de todas, sino sólo en los motores bicilíndricos de 1200cc. ¿Hace falta que diga quién es el máximo beneficiado?

Pues sí, se trata sin duda de una buena noticia para Ducati, que le podría venir muy bien para conseguir ver la luz al final del túnel en el que parece que se encuentren, si bien es cierto que este fin de semana hemos podido ver la victoria del italiano Michel Fabrizio con la Ducati oficial y un excelente segundo puesto de Carlos Checa. Sin embargo, es un hecho que las cosas no van como deberían y el hombre que no faltaba en ninguna quiniela antes de que comenzara el campeonato, Noriyuki Haga, se encuentra hundido en los puestos traseros de cada carrera y se le ve desilusionado y desesperado a partes iguales.

Pero yendo al grano (que siempre me voy por las ramas), hablemos de la decisión que se ha tomado. Ésta se ha producido después de conocer los resultados oficiales de la segunda carrera de Kyalami, cuando el director técnico de la FIM Superbike, ha informado que al llevar a cabo una media de los valores medios de los seis eventos celebrados hasta ahora (sí, no os preocupéis, yo tampoco sé como han hecho el cálculo), da un resultado favorable para los motores de 1000cc con cuatro cilindros de más de cinco puntos.

Es decir, signifique lo que signifique lo anterior, esto se traduce en que han reducido el peso mínimo exigido para las bicilíndricas de 1200cc en tres kilogramos, pasando de los 168 anteriores a unos más ajustados 165 kilogramos. Hay que recordar que para las 1000cc de cuatro cilindros, el peso permanece inalterable, quedándose en 162. Este cambio se aplicará desde ya, por lo que en la próxima cita de Estados Unidos ya encontraremos más delgaditas a las Ducati.

Será entonces cuando veamos si esta dieta les sirve de algo a o no, aunque me parece que se trata de un problema más profundo y que no se arreglará con una simple reducción de peso. Viendo como está el panorama de la fábrica italiana, no me extraña que el pobre de Troy Bayliss quiera volver para poner las cosas en su sitio, ya que de momento la única dieta que están llevando a rajatabla es la dieta de los puntos, cada vez tienen menos…

Vía y foto| worldsbk.com
En Moto22 | Superbikes

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos