Compartir
Publicidad
Publicidad

VI Denia Scooter Rally y Cannonball

VI Denia Scooter Rally y Cannonball
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los que me leéis habitualmente sabéis que soy muy aficionado a los scooter y asisto a los rallys que puedo. Así que teniendo tan cerca de casa uno de los mejor organizados del país no iba a dejar pasar la oportunidad. Los chicos del SC Denia, además de ser buena gente, son capaces de montar el sarao mas divertido que te puedas imaginar.

En esta ocasión el viernes por la tarde ya nos tenían preparada una ruta Cannonball, en la que las motos iban saliendo con una diferencia de 5 minutos y solo conociendo dos puntos de control del total del recorrido. He de hacer hincapié que no es una carrera, ya que interviene más la orientación y la habilidad para pasar las pruebas que la velocidad pura.

Con estas premisas al final solo salimos 10 motos para cubrir el recorrido. Hay que ver lo bien que me lo pasé, a pesar de que sabia desde el primer momento que no iba a ser el ganador, ya que mi Vespa P 200 E iba en rodaje. Con todo y tras pasar por algunas de las carreteras más bonitas y con más curvas de la Marina Alta conseguí quedar a unos honrosos 40 minutos del ganador, todo un logro. Ya por la noche nos llevaron a un bar situado junto al castillo de Denia en el que los Disc Jockeys especialistas nos mantuvieron despiertos hasta altas horas de la noche.

El Sábado por la mañana ya nos reunimos los casi cien scooter que tomaban parte en el rally, 99 para ser concretos, con 140 participantes. Y casi con puntualidad británica (he de mencionar que parte de los organizadores son alemanes o austriacos) partimos para recorrer los cerca de 50 Km que nos llevaron hasta la cima del Coll de Rates, un puerto de montaña de unos 700 m de altura desde donde se ve buena parte de la provincia de Alicante, otro tanto de la de Valencia, y si el día está lo suficientemente despejado hasta Ibiza. La imagen de casi 100 scooter serpenteando por las curvas del puerto de montaña y ocupándolo casi en su totalidad es una de las más bonitas que he visto en mucho tiempo.

Tras el pertinente bocadillo y refresco en la cima del puerto, reemprendimos la ruta para llegar a un restaurante en la playa de la Almadrava en Denia, donde, sentados en una terraza al borde de la playa, pudimos comer un sabroso arroz a banda. Y donde la organización nos tenia preparadas unas pruebas de habilidad, mas para reírnos que para demostrar nuestra habilidad. Mi buen amigo Ángel de Carcaixent, decidió que, en vez de esquivar las botellas que marcaban el eslalom, las iba a tirar todas para así acabar antes, lo que nadie le dijimos es que tirar las botellas penalizaba más que el tiempo. Al final acabamos la tarde en la playa, tomando el sol y disfrutando de los primeros baños de la temporada.

Ya por la noche, la organización sorteó entre los asistentes un buen montón de artículos donados por los colaboradores. Luego nos dieron de cenar con un catering algo sui generis, ya que entre los platos disponibles había "callos a la madrileña" y eso que eran mas de las 11 de la noche. Y que noche, con mas música, bailes y risas.

En definitiva, y es la opinión de casi todos los asientes, el de Denia ha sido uno de los mejores rallys del panorama nacional. Y ha dejado muy alto el listón para los próximos años. Ah, otro punto a favor es que nadie, o casi nadie, tuvo problemas con su moto, que esto de rodar con vehículos con tantos años tiene sus ventajas e inconvenientes.

Mas información | SC Denia En Moto22 | I Orihuela Scooter Rally, Crónica Pimentón 2007,

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos