Compartir
Publicidad

¿Honda está preparando un triciclo con capacidad de inclinación para competir contra la Yamaha Niken?

¿Honda está preparando un triciclo con capacidad de inclinación para competir contra la Yamaha Niken?
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Puede que ya no te acuerdes, pero a finales de 2015 Honda presentó el NeoWing en el Salón de Tokio, un extraño triciclo que parecía salido de la saga 'Transformers'. Aquella especie de Decepticon japonés era una propuesta del gigante de las dos ruedas, una demostración de fuerza que hoy podría estar un paso más cerca de convertirse en realidad.

El gigante japonés ha dejado ver uno de los seguramente miles de secretos que guarda bajo llave en su cuartel general. Se trata de un esquema de suspensión delantera novedoso y sumamente complicado para un futurible triciclo con dos ruedas en el tren delantero.

Unos bocetos de Honda muestran un futuro triciclo novedoso

Honda Neowing Honda NeoWing mostrado en el Salón de Tokio de 2015

Honda siempre está ejercitando sus ya de por sí poderosos músculos de Investigación y Desarrollo. Sus ingenieros realizan un trabajo incesante y de vez en cuando se traduce en ingenios tan novedosos como la Honda Riding Assist capaz de mantenerse en pie por sí sola y su posterior variante con motorización eléctrica, Riding Assist-e.

Recientemente se ha filtrado una de las múltiples patentes en las que Honda está trabajando, un sistema de suspensión delantera con un doble eje independiente. Algo así como la nueva Yamaha Niken pero en lugar de contar con una doble horquilla delantera se recurre a un esquema de doble paralelogramo deformable independiente. Parecido a lo que sería un híbrido entra la suspensión de un coche y un eje de dirección de buje central (Hub-center Steering) como el de las Bimota Tesi 3D.

Honda Suspension Triciclo

Pese a sus semejanzas con el sector de las cuatro ruedas, este sistema de suspensión y dirección mantendría la capacidad de inclinación del conjunto, pero pudiendo rebajar el centro de gravedad al situar sus elementos más próximos a la rueda y en la zona superior-trasera. Brazos, tirantes, amortiguadores colocados en la parte superior y reenvíos para la dirección componen el intrincado sistema.

Una mayor estabilidad y la imposibilidad de caer al suelo serían sus grandes ventajas, pero tendrán que luchar contra un considerable incremento de peso y una enorme distancia entre ejes que le haría perder buena parte de la agilidad frente al tráfico rodado. Una propuesta realmente compleja a tenor de los bocetos, pero con Honda nunca se sabe. Si alguien puede conseguirlo son los del ala dorada.

Honda Neowing 1

Quizá Honda ha visto en la valentía de Yamaha llevando al mercado su espectacular Niken de 16.389 euros la posibilidad de entrar en un segmento que si bien lleva tiempo abierto en el mercado podría facilitar la adopción de algunas soluciones novedosas e interesantes.

En referencia a esto conviene recordar que en la propuesta de 2015, el NeoWing era un vehículo híbrido. Equipaba un motor de cuatro cilindros opuestos similar al de las Gold Wing pero con una pareja de cilindros menos al que se le adosaba un pequeño motor eléctrico adicional.

Una de las principales limitaciones a la hora de pensar en el desarrollo de una motocicleta eléctrica o híbrida es la limitación de espacio. Con un conjunto de tres ruedas se puede aprovechar el volumen disponible para acoplar nuevos elementos mecánicos, ayudándose también de que el incremento de peso pasa a un plano secundario. Veremos e qué queda este ingenio, porque puede ser cualquier cosa al final.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio