La Kawasaki H2R tiene una versión scooter: el terror de la carretera tiene turbo y una brutal preparación

La Kawasaki H2R tiene una versión scooter: el terror de la carretera tiene turbo y una brutal preparación
1 comentario

Hay cero dudas en que la Kawasaki H2R es una de las motos más espectaculares de todo el mundo. Bueno, es que hablamos de la moto de producción más rápida del mundo; título nobiliario donde los haya. Dice la leyenda que hay quienes incluso sueñan con una versión scooter de ella.

Pues el día ha llegado. Un preparador malayo ha fabricado su propia scooter H2R con muchas piezas donantes. Tiene turbo, llantas de H2R y hasta el basculante monobrazo de una Ducati... Y su resultado final es simplemente espectacular.

Potencia indeterminada; estilo inigualable

Scooter H2r 2 2024

De scooter normal a rompe cuellos de manual. SPD Racing es un taller malayo que se dedica a hacer todo tipo de preparaciones brutales, y su último trabajo no es para menos porque ha atraído la mirada del mundo entero.

Lo que vemos en pantalla un día fue un Honda Winner X V3, un pequeño scooter de 15 CV que solo se vende en el mercado asiático y que tiene ciertos aires deportivos. Allí lo utilizan hasta para competir en algún campeonato nacional, y es base de muchas preparaciones como estas. Sin embargo, no destaca por mucho más.

Ahora no queda prácticamente nada de él. Si acaso, las luces frontales, porque lo demás es un verdadero Frankenstein, utilizando piezas donadas de muchas motos, como podemos ir comprobando a lo largo del vídeo.

Scooter H2r 3 2024

El intento de parecerse a una H2R es bastante fiel, a decir verdad. Por ejemplo, empezando por la combinación de colores Panda Green y Black con las tonalidades Kawasaki Green. Pero es que hasta han cogido las ruedas y llantas originales de la superdeportiva y se las han calzado al pequeño scooter. Y claro, parece tremendo.

La cosa no termina ahí, sino que la lista de modificaciones es larga. Es llamativo también el basculante monobrazo, donado de una Ducati 1098. Pero también cuenta con la horquilla o los juegos de frenos firmados por Brembo de la ZX-10R. También el escape artesanal que le confiere ese toque de belleza extra, y claro, de sonido.

Uno de los detalles más impresionantes, sin duda, es la instalación de un pequeño turbo compresor al estilo de la H2R. Suena macabro en el pequeño scooter, y algo más útil será, pero no mucho ya que en un motor tan pequeño, la cantidad de aire que entra en la cámara de combustión no es tan grande como para sacarlo un rendimiento óptimo.

Verlo rodar por las carreteras de Malasia es un pasote. Tiene un aspecto brutal, y en plena marcha tiene cierta autoridad con todas las modificaciones.

Temas
Inicio