Publicidad

Mulafest 2014, tendencias urbanas y no tan urbanas

Mulafest 2014, tendencias urbanas y no tan urbanas
8 comentarios

Publicidad

Publicidad

Este año me ha tocado a mi asistir al Mulafest, y aunque los primeros planes fueron cambiando hasta convertirse en una visita fugaz podemos decir que estuvimos allí y que nos empapamos bien con el ambiente que allí se respiraba.

Y eso que no es fácil, porque durante todo el tiempo que permanecimos dentro del recinto la sensación de “búscate la vida” era incesante, con muchas cosas que ver, un horario que no parecía cumplirse en ningún momento y nadie a quien recurrir de la organización.

Mulafest 2014

Este año en el Mulafest se han organizado un par de actividades que destacaban por encima de las demás, por un lado teníamos el primer concurso de personalización de BMW, y por otro el Madrid Scooter Explosión, una actividad desdoblada en dos, que por un lado contaba con un concurso de Scooter y por otro una concentración, con rutas, conciertos y demás parafernalia que rodea al mundo de los Scooter clásicos.

Todo esto se entremezclaba con una exposición de motos clásicas, diferentes expositores con sus diferentes “chiringuitos” y un montón de gente deambulando de aquí para allá buscando esa foto excepcional o simplemente conocer de primera mano algunas de las opciones más interesantes del mundo Custom en nuestro país.

Madrid Scooter Explosion

Mulafest 2014

Como ya hemos dicho esta actividad se dividía en dos, por un lado en el recinto ferial había una nutrida exposición de Scooter que competían entre ellos por conseguir el galardón del mejor Scooter Clásico y el Mejor Scooter Modificado además del premio al mejor Scooter del Show.

De entre los participantes había algunos Scooter muy interesantes, pero como no pude quedarme hasta el final no se realmente quién ganó los premios. Aunque he de decir que a mi hubieron pocas motos que me llamaran la atención como para decir que me gustaban.

Más o menos a media mañana aparecieron por el recinto ferial los participantes en las actividades del Madrid Scooter Explosion que se estaban desarrollando en el entorno de Madrid. Un grupo de Scooter clásicos que venían de hacer una ruta y que la noche antes y esa misma noche tenían organizados unos conciertos y fiestas por la capital.

Concurso personalización BMW

Mulafest 2014

En otra esquina del pabellón Garaje del Mulafest se estaba llevando a cabo el primer concurso de personalización de BMW. Con una gan representación que podríamos decir que se dividía en dos sectores, por un lado las BMW con motor bóxer y por otro las derivadas de las BMW K con sus mecánicas de tres o cuatro cilindros.

Entre las motos con motor bóxer había mucha Cafe Racer, alguna moto más campera o incluso una BMW R45 de estilo Bobber que llegó en el último momento. Como ya he dicho en otras ocasiones las BMW K nunca han sido motos que me acabasen de entrar por el ojo, pero después de ver algunas de las transformaciones que había en el Mulafest la cosa creo que ha cambiado bastante. Parece mentira lo que gana una de estas motos alemanas en cuanto les quitas unos plásticos y las pintas de un color bonito.

Mulafest 2014, actividades y exposiciones

Mulafest 2014

Hay que decir que el Mulafest no es sólo motor, también hay otras actividades, incluso esas otras actividades podríamos decir que son más grandes y nutridas que las relacionadas con el mundo del motor. Como por ejemplo la amplísima zona destinada a los tatuajes, donde podías elegir entre un interminable número de casetas de tatuadores para decorar tu piel.

En esa misma zona también podías ver a gente haciendo acrobacias en bici, en skate o saltando sobre colchonetas. Todo muy organizado y controlado para que nadie se hiciera daño. En otro rincón podías ver como iba avanzando a lo largo del día una sesión de body painting, con las modelos pacientemente en pie mientras que las artistas cubrían prácticamente todo el cuerpo de las participantes.

A media tarde, en la zona del Garaje se desarrolló una sesión de barbería y corte de pelo multitudinaria, con un buen montón de barberos/peluqueros retocando la imagen de los asistentes. También se podía visitar exposiciones como la de Alberto García-Alix que, además de las fotos, contaba con una de las creaciones de Valtoron a los pies de las mismas. Por otro lado podías ver una selección de posters relacionados con la seguridad vial y en otra esquina podías ver la evolución de un grafiti a lo largo del día.

Mulafest 2014

En el exterior de los pabellones también había bastante actividad, centrada en la zona denominada la Isla, sobre un buen montón de arena esparcida como si fuera una playa podías refrescarte mientras mirabas evolucionar sobre la cuerda floja a unos cuantos participantes de otro concurso.

Un poco más lejos podías elegir entre un amplio repertorio de tipos diferentes de comidas, apuntarte a dar una vuelta en la Harley Street 750 o subirte a un artilugio que combina una rueda de hamster con unas bicicletas. Los gritos de los que conseguían dar la vuelta completa eran bastante divertidos.

Mulafest 2014

En otro pabellón se celebraba una convención de gaming (creo que se llama así) en la que podrías ver en una pantalla casi de cine cómo se jugaba un partido de fútbol virtual, mientras en la de al lado alguien se dedicaba a matar extraterrestres.

Una completa oferta para casi toda la familia.

Expositores, la escena custom española

Mulafest 2014

Ruego que me perdonen los participantes por englobarlos a todos en el mismo saco del custom español, pero creo que en el Mulafest se pudo ver una de las más nutridas convenciones de artesanos, talleres custom y relacionados con el mundo de las transformaciones de motos que se dan en nuestro país en la actualidad.

Yendo de una esquina a la otra del pabellón podías pasar desde las transformaciones más clásicas sobre una Harley Davidson hasta el trabajo de gente como CRO o Valtoron. Sin desmerecer unos ni otros, ya que todos tienen su “parroquia” y su estilo de personalización. Curiosamente la semana anterior estuve revisando lo que había publicado sobre uno de los trabajos de Valtoron, y fue una muy grata sorpresa poder ver de primera mano el trabajo que lleva La Bestia 1327. Todavía estoy impresionado por la cantidad de piezas artesanas que lleva esta moto.

De manera más discreta también participaban algunos importadores de motos asiáticas, de los que en un futuro cercano parece que tendremos noticias, o marcas tan establecidas como Yamaha. Su exposición era pequeña, como de tapadillo y en todo el día no me crucé con nadie que pareciera de la marca. Los que si que no escondían sus productos eran los señores de BMW. En su exposición podrías apreciar bien de cerca la nueva BMW NineT (tan cerca que te podías subir a ella sin problemas) y en el fondo contaban con unas cuantas BMW clásicas entre las que destacaba una BMW R90S en perfecto estado.

Mulafest 2014

Volviendo a los expositores, durante el día se llevó a cabo un cursillo de aerografía, ver un par de artistas pintando a mano un casco con sus pinceles o, también, se podía ver en primera persona como se hace el labrado a mano de cualquier pieza metálica en otro apartado. Una de las actividades que más me impresionó fue ver como un Citroen 2CV aguantaba estoicamente que lo vistieran con unas prendas de ganchillo sobre su carrocería.

Exposición de clásicas, un plato fuerte para el final

Mulafest 2014

En este periplo por el pabellón de Garaje del Mulafest 2014 me he guardado para el final la exposición de motos clásicas. Un enorme despliegue de motos clásicas, colocadas más o menos por orden cronológico que abarcaba desde una Triumph H de 1914 hasta una Montesa Crono de 1981, pasando por modelos tan exóticos como una Norvin de 1950 o un par de Horex, Imperator y Regina de los años cincuenta.

En el plano nacional podías ver una Derbi 250 S de 1954 (la denominada platillo volante) un par de Montesa Brio (modelo 80 y 91, del 56 y 57 respectivamente), un mosquito del 51 y un Cucciolo representando los primeros ciclomotores.

Mulafest 2014

Un poco más adelante podías ver una exótica MAF 175 (moto española de los cincuenta con motor de cuatro tiempos) junto a una OSSA 175 Sport y la joya de la corona de la marca del trébol una OSSA Yakee 500, que supuso uno de los hitos de la fabricación nacional.

Os recomiendo que le echéis un vistazo a la galería que viene a continuación, porque hay auténticas joyas de dos ruedas a las que las fotos no les hacen justicia.

Hasta aquí lo que dio de si la visita que hicimos al Mulafest 2014. El año que viene más y mejor. Sólo me queda pediros que disculpéis la calidad de las fotos, ya que el fotógrafo no es muy bueno y las condiciones de luz tampoco ayudaron mucho.

Nota:
Los gastos de desplazamiento fueron cubiertos por el editor. Para más información, consulte nuestra política de relaciones con empresas.
Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios