Publicidad

Cuando muera, no deseo ataúd, quiero que todos me vean sentado en mi motocicleta (también)

Cuando muera, no deseo ataúd, quiero que todos me vean sentado en mi motocicleta (también)
4 comentarios

Seguro que os acordáis del puertorriqueño que para el velatorio escogió su Honda CBR600F réplica Dr. House en vez de un ataúd. Pues hace unos días un poco más al norte, concretamente en Ohio, Billy Standley decidió ir al otro mundo sobre su Harley-Davidson Electra Glide de 1967.

Ya lo había dejado todo previsto. Instrucciones precisas a sus hijos y tres parcelas adicionales en el cementerio para que pudiese dar cabida al ataúd de plexiglás que construyeron ex profeso la funeraria Vernon. Embalsamado y gracias a un aparato ortopédico de metal y correas, Billy realizó su último viaje ante la vista de los curiosos.

Eso sí, con toda la equipación y el correspondiente casco. Ya podrían aprender algunos que ni en vida lo hacen.

Vía | El Comercio

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios