Publicidad

Jordi Torres seguirá un año más en el WSBK, pero ahora con una BMW del Althea Racing

Jordi Torres seguirá un año más en el WSBK, pero ahora con una BMW del Althea Racing
3 comentarios

Publicidad

Publicidad

Sólo un año después de haber cerrado una primera temporada fantástica en el Campeonato del Mundo de Superbikes, a Jordi Torres le ha tocado buscarse un asiento nuevo cuando ya tenía por la mano la Aprilia. Pero no le ha costado mucho encontrar una moto decente gracias a su quinto puesto en la general las cuatro poles y la victoria de Catar.

Según anunciaron todas las partes en el Salón de Milán 2015, para 2016 el piloto español disputará una temporada temporada completa subido a la última evolución de la BMW S 1000 RR del equipo Althea Racing y tendrá como compañero de equipo a Markus Reiterberger.

La opción de correr con un equipo profesional como Althea Racing y con una marca tan importante como BMW me motiva. Me motiva porque sabemos que hay trabajo por hacer, tanto para el equipo como para mí mismo, pero también sabemos que la BMW es una moto competitiva y que hay mucho margen de mejora con ella.

Ese será el objetivo para 2016, hacer un gran paso adelante con la BMW y el equipo y establecer una colaboración fluida y exitosa. A partir de ese punto, buscaremos la manera más adecuada de llevar esta moto al éxito.

Sin duda tendré un peso sobre mí, es un trabajo importante. En Aprilia ya sabíamos que la moto era buena, no tenía la carga de tener que desarrollar nada. Si la tenía alguien, era mi compañero de equipo Leon Haslam, no yo, ya que estaba en mi primer año en WorldSBK. Ahora me toca ese papel. Es mi turno para llevar a cabo esa evolución, y lo veo como algo positivo. Me hará madurar como piloto, aprenderé muchas cosas nueva y además es un proyecto nuevo para mí.

Mi objetivo siempre ha sido quedarme en WorldSBK. Tengo muchas ganas de aprender la moto en las pruebas de Jerez la próxima semana, pero lo que quiero más que nada es para asegurar que el llego a conocer el equipo y que todos trabajamos bien juntos.

Más que nada, queremos ser capaces de trabajar unos con otros tan fácilmente como sea posible. Sé que estas cosas pueden tardar un poco al principio, pero es una cuestión de tiempo más que cualquier otra cosa. Que haya armonía en el equipo siempre ayuda mucho a trabajar juntos.

Cabe recordar que el equipo Althea Racing es un viejo conocido de WSBK y tienen mucha experiencia en el campeonato. Tanta como que en 2011 fueron campeones del mundo con Carlos Checa y la Ducati. El primer contacto de Torres con la BMW y con el equipo será dentro de unos días en el circuito de Jerez.

Vía | World SBK
Foto | Jordi Torres

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios