Malos hábitos, nivel: acabar detenido por saltarte el mismo radar todos los días tapando la matrícula con la mano

Malos hábitos, nivel: acabar detenido por saltarte el mismo radar todos los días tapando la matrícula con la mano
9 comentarios

Saltarse un radar de velocidad puede tener consecuencias terribles, sobre todo para nuestra cartera. Sin embargo, un conductor en Pamplona había conseguido la manera perfecta de hacerlo sin ser pillado gracias a una curiosa estrategia. Cada vez que se saltaba el radar, tapaba la matricula con su mano.

Lo que no se esperaba esta audaz estratega es que la Policía de Pamplona le estuviese buscando. Y es que después de pasar repetidas veces por el mismo tramo, los agentes conocían hasta el último detalle de la moto roja que conducía el infractor según nos cuenta el diario El Norte de Castilla.

Tanto va el cántaro a la fuente...

Conductor Se Salta Radar Moto 2001

La Policía Municipal de Pamplona por fin ha identificado al motorista que se saltaba prácticamente todos los días el mismo radar fijo de la ciudad. Hasta ahora no había sido localizado ya que al pasar por la cámara de seguridad tapaba la matrícula de su vehículo con su mano.

Una estratagema que le funcionó un buen par de veces hasta que finalmente los agentes dieron con él. Y es que el infractor realizaba casi todos los días el mismo recorrido, el que transcurre por la Cuesta de Beloso, una vía que une la capital navarra con Burlada en una pendiente.

Conductor Se Salta Radar Moto 2002

En este tramo se suele sobrepasar el límite de velocidad, por eso cuenta con una cabina fija de radares cuyo dispositivo es capaz de controlar hasta seis carriles. No obstante, la picaresca de este motorista le había permitido saltarse el control varios días seguidos hasta que la Policía logró identificar su moto de color roja como ha evidenciado en sus redes sociales.

El infractor tendrá ahora que hacer frente a todas las denuncias atrasadas por exceso de velocidad, aunque con la ley en la mano, su conducta podría agravar la situación ya que la Policía podría considerar que infringe el artículo 76 de la Ley sobre el Tráfico que establece como infracción grave "incumplir la obligación de todo conductor de verificar que las placas de matrícula del vehículo no presentan obstáculos que impidan o dificulten su lectura o identificación". Esta infracción conllevaría a una multa de 200 euros sin retirada de puntos en el carnet.

No obstante, también podría considerarse esta situación como una infracción muy grave ya que el tapar la matricula con la mano puede interferir en el correcto funcionamiento de los sistemas de vigilancia, en cuyo caso la multa es mayor (de 3.000 a 20.000 euros) y lleva incluida una retirada de seis puntos en el carnet de conducir.

Temas
Inicio