Publicidad

Este chaleco de moto puede enfriar y calentar durante dos horas, y su precio no es para todos los bolsillos

Este chaleco de moto puede enfriar y calentar durante dos horas, y su precio no es para todos los bolsillos
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Imaginemos que hiciésemos un viaje en moto durante estas fechas estivales en el que por la mañana salimos antes de que salga el sol y luego pasamos todo el día rodando con el astro rey sobre nuestras cabezas. En esas primeras horas del día la temperatura será mucho más baja que la que luego habrá durante el día.

Existen soluciones para que nuestro cuerpo se mantenga caliente o fresco mientras vamos en moto. Unas de las prendas más prácticas para estos casos son los chalecos calefactables o los refrigerantes. Pero en esta ocasión o nos llevamos los dos y ocupamos espacio en nuestras maletas o no nos quedará más remedio que elegir uno de los dos. Pero, ¿y si existiese un chaleco calefactable que también nos enfriase?

Su sistema es un ventilador, no un aire acondicionado

Chaleco Rukka

Precisamente en Mat Group se plantearon dicha cuestión: por qué no inventar un chaleco que nos dé calor y frío según lo necesitemos; así que desarrollaron M-Clima, un sistema que permite regular la temperatura de una persona en función de los grados que haya en el exterior.

A diferencia de otros chalecos, el Rukka M-Clima permite elegir si queremos calor o frío, o mejor dicho, ventilación ya que en realidad lo que hace es meter el aire del ambiente a presión a partir de un ventilador integrado en un lateral de la chaqueta. A través de unos tubos el aire llega hasta el sudor de nuestro cuerpo que se va evaporando y así da la sensación de que nos está dando aire frío, pero no es un aire acondicionado.

Mando Chaleco

El sistema incluye una batería de ión-litio que se coloca detrás del chaleco a través de una cremallera ubicada en un lateral de la espalda y permite ventilar al motero durante un máximo de dos horas. La batería va conectada al motor a través de un pequeño cable que atraviesa la chaqueta por un hueco diseñado para tal caso.

El chaleco se puede conectar también a la batería de la moto. En este caso no solo permite el modo de ventilación, sino también calentar a la persona que lleve la equipación. Para accionar el modo calor o ventilación hay un mando inalámbrico con dos botones diferentes que cumplen con las funciones mencionadas. En ningún caso se pueden regular: o dan calor o ventilan, pero no es climatizador y, por tanto, no se pueden seleccionar los grados.

Chaleco Rukka Funcionamiento

Cuando se elige la opción de calor, el chaleco tiene varios paneles de silicio repartidos por toda la prenda que emiten calor pudiendo llegar a alcanzar una temperatura máxima constante de 45ºC, es decir, unos diez grados más de lo que emite un cuerpo humano.

Está disponible en seis tamaños: S, M, L, XL, XXL y 3XL. El mayor de sus peros, además de que quizás la duración de las baterías es solo de dos horas, algo que no sería suficiente para un viaje largo, es su precio: 999 euros.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir