Compartir
Publicidad
Cabify 'se pasa' a las motos eléctricas compartidas con Movo y sus 300 scooter para Madrid
Motos eléctricas

Cabify 'se pasa' a las motos eléctricas compartidas con Movo y sus 300 scooter para Madrid

Publicidad
Publicidad

El motosharing (alquiler de motos por minutos) es una de las modalidades más socorridas por los usuarios y por eso una nueva compañía llega a Madrid para unirse a las que había hasta el momento. Se trata de Movo, de Maxi Mobility Spain (la misma empresa de Cabify) que trae consigo 300 nuevas motos eléctricas y alguna que otra novedad para tener ventaja sobre sus competidoras.

El éxito de estas empresas es sencillo: permiten moverse de forma rápida y limpia por la ciudad en urbes con gran congestión de tráfico sin la necesidad de disponer de una moto propia. Pagas sólo por el tiempo que la usas y tienes una disponible en cualquier momento que necesites.

El punto fuerte de Movo: un código QR

Movo

Movo llega ahora pero piensa quedarse bastante tiempo, ya que el plan de la empresa es aumentar de 300 a 1.000 su flota de scooters eléctricos para final de año. Una apuesta arriesgada pero que podría salirles muy bien si funciona tan rápido y con las novedades que presentan.

Lo primero que llama la atención de Movo es el servicio "pick&go" de la aplicación junto al código QR de cada moto, algo que ninguna empresa tenía en la capital hasta el momento, lo que permite hacer uso del scooter en el momento en que la encuentras y activar la pausa si tienes que hacer alguna parada.

Movo2

Las motos eléctricas utilizadas están basadas en las NIU Serie N, con baterías de litio para una autonomía de hasta 50 km y con una velocidad máxima de 50 kilómetros por hora. Dispone de un soporte para el móvil para poder utilizarlo como navegador y un puerto USB para cargarlo mientras circulamos.

En cada una de las motos de Movo estarán disponibles dos cascos en tallas M y L, para que puedas llevar acompañante en tus desplazamientos que incluso pueden superar la zona operativa de Movo siempre que te muevas por carreteras que permitan circular vehículos de 50 cc.

Movo3

Inicialmente las zonas de recogida de las motos de Movo serán los distritos de Moncloa-Aravaca, Fuencarral, Tetuán, Chamberí, Centro, Arganzuela, Chamartín, Salamanca, Retiro y Ciudad Lineal, todos dentro de la M-30 salvo el último.

La tarifa de precios es fija, lo que quiere decir que no tiene diferentes según zona u horario y son 0,22 euros al minuto. En caso de parada, al poner la moto en pausa gracias a la app, el precio pasa a ser 0,12 euros al minuto.

Hasta seis opciones de motosharing diferentes

Movo 4

Madrid es, junto a Barcelona, la ciudad en la que más empresas de alquiler por minuto de vehículos hay. De hecho, las compañías más importantes suelen trabajar en estas dos ciudades principalmente y después expanden su negocio a otras provincias.

La buena acogida que están teniendo por parte de los usuarios, que ven en estas empresas una buena forma de desplazarse sin usar el transporte público en las horas puntas (que, no nos engañemos, a veces es un caos) ha sido una de las causas por las que Movo ha decidido lanzarse al mercado en la capital española pero ¿cuáles son sus competidoras?

  • Muving: la pionera en la capital
Muving

Fue la primera compañía en llegar a Madrid y está presente en varias ciudades de la geografía española. Una de las ventajas de Muving son sus bonos que, para los usuarios que las utilicen habitualmente, permite un ahorro. Sus precios habituales son 0,21 por minuto de uso y 0,10 en parada.

El principal problema de Muving es que la mayoría de sus motos tienen una cilindrada de 125 cc por lo que para utilizarlas no basta el carnet de ciclomotor, sino que es necesario el A1 o el B con más de dos años de antigüedad, lo que limita a algunos de los usuarios habituales.

  • eCooltra: para todo el que tenga carnet de ciclomotor
Ecooltra Motosharing

También llegaba a Madrid hace un año con una idea clara: ayudar a disminuir la contaminación de las ciudades. eCooltra es una empresa procedente de Cataluña que comenzó con una flota 280 scooter en la capital, todos con autonomía de 45 kilómetros y una limitación de 45 km/h que, en este caso, sí se pueden utilizar con el carnet de ciclomotor.

Quizá la principal desventaja de eCooltra sea su radio de operación, un perímetro algo más pequeño que algunas de sus rivales, aunque cubre sin ningún problema casi toda la zona centro de la capital. Su precio es de 0,24 euros el minuto.

  • IoScoot: con la resistencia de un tanque
Ioscoot

Puede parecer una broma, pero no lo es. Aunque IoScoot es una empresa española sus motos se hacen en Croacia por Dock-Ing, una fábrica de carros de combate que, como puedes ver, también se dedica a otros menesteres. Eso hace que los scooter sean muy resistentes y con un aspecto algo diferente, ya que no se usan piezas de plástico ni embellecedores.

Consta con dos tarifas diferentes, dependiendo del horario. Si el servicio es entre las 8 de la mañana y las 12 de la noche serán 0,20 euros el minuto, en cambio por la noche serán 0,24 euros. Eso sí, incluso si eres nuevo por Madrid no te perderás, ya que todas llevan un navegador incorporado.

  • Yugo: el más puro estilo vintage
Yugo

Su aspecto recuerda a las scooter antiguos pero son totalmente eléctricos. Con un total de 150 scooter para la capital, que alcanzan hasta los 50 km/h, Yugo es una de las empresas más pequeñas que se ha embarcado en esta aventura (están también presentes en Barcelona y Bordeaux, Francia).

Igual que pasa con Muving, Yugo tiene una serie de bonos para que los usuarios habituales también puedan ahorrar y les salga cada trayecto más económico. El paquete más 500 minutos por 85 euros, mientras que el precio habitual es de 0,19 euros por minuto.

  • COUP: la última incorporación que este verano
Coup Madrid 00

Presente en Berlín y París, COUP también se estrenará esta temporada estival en la capital española con un total de 850 scooter eléctricos. Ya han confirmado que los requisitos serán poseer el carnet B o un permiso internacional de conducir y superar los 21 años.

Estas motos, con una autonomía de 100 kilómetros, alcanzan una velocidad máxima de 45 km/h y el precio que han anunciado es de 3 euros por 20 minutos (0,15 euros el minuto), 25 euros por todo el día o 15 por el horario nocturno completo.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio