Compartir
Publicidad
Publicidad

Las Harley Davidson importadas desde EEUU, ilegales para circular en nuestro pais

Las Harley Davidson importadas desde EEUU, ilegales para circular en nuestro pais
Guardar
21 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Álvaro nos da el chivatazo de un problema que ha surgido con el mercado de las motos paralelas, que para los que no lo sepan, son aquellas fabricadas para otro pais pero vendidas dentro de nuestro territorio. En el caso de una deportiva por ejemplo, te arriesgabas a que viniese limitada a 100CV, el máximo en países como Francia o Alemania pero, con las Harley Davidson fabricadas para venderse en Estados Unidos el problema es de homologación y no pueden circular por la vía pública.

Pero veamos el problema con un ejemplo práctico. Nuestro amigo Manolito, que siempre ha destacado por tener greñas, barba y brazos como columnas del panteón griego al aire debajo de su chaleco de cuero con flecos, decide comprarse su primera Harley Davidson. Tiene dos opciones: dirigirse a uno de los múltiples concesionarios oficiales de la marca que hay repartidos por el territorio o bien ir a un importador de motos de segunda mano y ahorrase unas pelillas, que Manolito está un poco pelado y con lo que se ahorre puede ponerle unos escapes gordos y un manillar para andar por ahí colgado.

Después de echar cuentas, Manolito se marcha de “Ponme cuarto y metal de Custom” con una Harely Davidson bajo el brazo, que le ha salido entre un 10 y un 20% más barato que en el conce, y ya se ha ventilado esos 1.500 euros en el catálogo after market.

Harley Davidson Dyna Fat Bob

Con sus nuevos accesorios colocados y correctamente legalizados en la ficha técnica se da su primera vuelta con nueva moto. Al principio está un poco mosqueado porque a 50, todo el mundo le parece que va sospechosamente lento. Luego se da cuenta de que su marcador está en millas por hora así que tendrá que hacer cálculos mentales para saber a que velocidad ir. Mira que suerte, cuando ahorre, le puedo poner un marcador más acorde con mis gustos, es lo primero que le viene a la mente.

Así de ensimismado circula cuando ve un control de la Guardia Civil que le da el alto. Está tranquilo porque iba despacio así que seguro que no ha excedido el límite de 100 de la carretera y tampoco el de ruidos, porque los escapes estan homologados y nuevecitos. El agente le pide la documentación y, ¡sorpresa!, amablemente le explica que su moto no está homologada para circular por España y que le va a retirar la documentación y, como mucho, puede circular con ella hasta el garaje y nada más. Si quiere volver a salir a la carretera con ella, tendrá que conseguir un certificado.

Manolito flipa en colores, y con un cabreo monumental, coge al Google por las “dos oes” y empieza a intentar enterarse de que pasa. Lo primero que descubre es que las Harley Davidson vendidas en España poseen la contraseña 5HD mientas que las americanas, vendidas en los concesionarios de segunda mano, su contraseña es 1HD. Aunque las motos, por fuera parezcan iguales, no lo son. Ni las luces, ni los intermitentes, ni como comentaban el velocímetro. Además, en EEUU no hay normativas anticontaminación y entonces, el motor tampoco es el mismo.

Entonces, ¿cómo es posible que se la hayan dado pasada la ITV y todo? Pues porque parece ser que en algunas comunidades autónomas, las ITV están legalizando motos importadas aunque no cumplan las normas de circulación y de contaminación. Y salen, sin la contraseña de homologación, personal para cada motocicleta y muy difícil de conseguir por los particulares. Aun así, es posible pero requiere un desembolso de unos 1.200 euros, aproximadamente lo mismo que puedes haberte ahorrado en su compra.

Manolito empieza a rasgarse las vestiduras porque no sabe que hacer con su moto y de momento, no está nada claro los derroteros que va a tomar esto, con 5.000 motos implicadas, así que tendrá que conformarse con volver a ver Hijos de la Anarquía.

Ay Manolete, Manolete… si no sabes torear… para que te metes…

Vía | El Pais

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos