Compartir
Publicidad
Publicidad

MV Agusta F4 1078 RR 312 Edizione Finale, el nombre lo dice todo

MV Agusta F4 1078 RR 312 Edizione Finale, el nombre lo dice todo
Guardar
10 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El año pasado vio la luz la segunda generación de una de las motos más bonitas que se pueden ver por nuestras carreteras, la MV Agusta F4, un sueño para la gran mayoría de nosotros, y en mi caso, la moto más deseada, aunque mucho me temo que no va a pasar de ese estado. Pero claro, en la casa italiana han querido rendir homenaje a la que casi durante 13 años ha sido la seña de identidad de la casa, esa primera versión, y ahora nos traen la MV Agusta F4 1078 RR 312 Edizione Finale, que como queda claro en su nombre, es el último lote de la clásica deportiva.

Vuelven así un pasito atrás, para equiparla con la última evolución del motor cuatro cilindros en linea de 1.078cc que montaba, frente al nuevo motor de 1.000cc que trae la F4 de ahora, ofreciendo unos nada despreciables 190 CV y llegando a esa velocidad máxima (¿real?) de 312 km/h a la que hacían mención en el propio nombre. Aunque sin duda, la mayor diferencia respecto a su predecesora la encontramos en detallitos como el tapizado del asiento, acolchado y de color marrón con costuras rojas, un poquitín hortera para mi gusto, la verdad. Eso sí, el color de la moto no podría ser otro que el clásico de MV Agusta para sus deportivas, el rojo y plateado.

Pero claro, ahora viene la parte mala, para quien pueda comprarla claro. Porque esta edición final es limitadísima, ¿qué esperabáis?, con tan sólo 30 unidades puestas a la venta, y es que a nuestros amigos de MV Agusta les encantan estas ediciones limitadas. Y aún se complica más la cosa, porque la totalidad de dichas unidades serán vendidas en Japón, que aunque sean europeas saben dónde está la pasta, jeje. Si aún así consigues hacerte con una (no quiero ni imaginarme el precio), que sepas que cada una de ellas lleva una plaquita en la que aparece grabado el número de la unidad que tienes entre tus manos.

Haciendo un poquito de historia, hay que recordar que la MV Agusta F4 fue concebida por el maestro Massimo Tamburini allá por el año 1.998, cuyo motor original venía derivado del f1 de Ferrari de los años 1.990-92. De hecho, los propios ingenieros de Ferrari ayudaron al principio en el desarrollo del motor. A partir de ahí, todos conocemos las evoluciones, ediciones y demás con las que nos han ido manteniendo con la boca abierta cada vez que veíamos una MV Agusta F4.

Ahora ha llegado el turno para los nostálgicos de la marca, para los que quieran (y puedan) despedirse de un modelo que ha marcado un antes y un después. Por mí no os preocupéis que ni me lo planteo, y en un hipotetiquísimo caso me quedaría con la nueva versión, pero seguro que nuestro amigo Gary Kohs ya le ha puesto los ojitos encima e intentará que una de ellas pase a su espectacular colección particular. ¿Alguien más está interesado?

Vía | Autoevolution

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos