Publicidad

Triumph Thruxton BIT2 Café Racer, la joya de la corona
Clásicas

Triumph Thruxton BIT2 Café Racer, la joya de la corona

HOY SE HABLA DE

Como comprobamos en nuestra toma de contacto, la Triumph Thruxton R es una moto que no sólo es bonita, es una moto que da mucho juego tanto para cualquier modificación como para tenerla parada en el salón cual obra de arte. Esta que os traemos hoy es la primera modificación profunda realizada sobre una Thruxton R y mola un puñao.

Presentada el pasado fin de semana en The Bike Shed (Londres), la Triumph Thruxton BIT2 Café Racer nace de la relación entre Barbour International y Triumph (de ahí lo de BIT), y los encargados de llevar a la práctica semejante obra de arte han sido los chicos de Down and Out Café Racers. Todos juntos se han marcado una preciosa creación que bien podría protagonizar una película de los años 60 llena de tupés y jukebox.

La moto del siglo XXI nacida en los '60

Triumph Thruxton Bit2 Cafe Racer 000

Carrocería de aluminio hecha a mano sin pintar con sólo unas franjas en el centro. Sublime

Haciendo suyo el estilo 100% británico de los años 60 con los cafés de carretera en todo su apogeo, la Thruxton R transforma sutilmente sus líneas maestras para recibir una carrocería de aluminio hecha a mano y marcada por unas franjas longitudinales en negro y dorado.

Las líneas deportivas clásicas se realzan con una enorme cúpula de burbuja y un faro que pierde su posición central y se sitúa ahora en el lateral derecho al más puro estilo de las pruebas de resistencia. Todo el frontal se ha colocado un poco más bajo contribuyendo a la imagen racing.

Cada detalle brilla individualmente y suma un conjunto de belleza sesentera puramente británica

Una de las piezas clave de la Thruxton son las llantas de radios, pero ahora en esta BIT2 dejan paso a unas nuevas de menor diámetro acabadas en negro con unos enormes neumáticos Firestone Champion que le dan un toque retro/bobber.

Para radicalizar la posición, se han instalado unos semimanillares mucho más bajos que los de serie, y adicionalmente guían los cables de una forma mucho más discreta, incluyendo algunos de los eléctricos que quedan ocultos dentro de las barras.

Triumph Thruxton Bit2 Cafe Racer 003

Por su parte, Barbour International ha aportado su granito de arena con los corchetes que sujetan la cúpula, el asiento hecho a medida en algodón encerado y el cinturón que recorre el depósito de combustible.

Nada queda al azar en esta británica tan pura y los detalles llegan hasta unos escapes similares a los de serie pero modificados para aportar un sonido más gutural y con un tamaño más compacto y el pequeño faro trasero de LED.

No me digas que no te gustaría tener en tu garaje a esta belleza.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio