Hay un casco de moto que te avisa de dónde está la policía y los radares: un súmmum de tecnología en tu cabeza

Hay un casco de moto que te avisa de dónde está la policía y los radares: un súmmum de tecnología en tu cabeza
Sin comentarios

La tecnología va impregnando todo poco a poco, y no solo hablamos de patentes y sistemas novedosos que llegan a las motos. También hay muchos accesorios que se benefician de ello, y concretamente hoy nos referimos al mundo de los cascos de moto.

Forcite es una marca australiana de cascos que ya debutó con su MK1. Pero ha evolucionado, y se ha convertido en el MK1S, un casco muy avanzado que entre sus novedades destacan avisos que te informan cuando hay policía, entre otras prestaciones.

Radares, policía, tráfico...

Casco Policia 3 2023

Los cascos van recibiendo novedades poco a poco. Probablemente, a día de hoy, el Forcite sea el súmmum que recoja y agrupe todas las tecnologías posibles en un solo casco de moto. Así que veamos cómo ha evolucionado y qué es lo que tiene.

Es el segundo casco de la marca australiana, y probablemente una de las más famosas del país, pero cuyas ventas se han extendido por todo el mundo.

Es un casco premium, y eso lo notamos ya directamente en el material de construcción, con una calota fabricada con un compuesto de fibra de carbono T-400 con un acabado mate o brillante.

Casco Policia 2 2023

Importante, que cuenta con homologación EU/ECE y pesa 1,5 kilos. También trae otros extras que podemos tener en cascos de marcas comunes como unas gafas desplegables para el sol, antibloqueo y un sistema de intercomunicador con altavoces Harman Kardon (aquí ya tenemos la prueba de que sigue aumentando la calidad).

Lo más llamativo del casco es cómo ha evolucionado tecnológicamente. Cuenta con una cámara de vídeo con resolución en 1080 píxeles HD, y está integrada en la mentonera. Graba como si fuese una GoPro, y todo va a una pequeña tarjeta microSD con la que luego puedes descargar los vídeos.

Casco Policia 4 2023

Viene en complemento con unas tiras LED que están justo bajo la nariz del conductor. No hace falta mirarlas, cuando se iluminan, entran directamente en el campo de visión.

La 'gracia' del sistema es que se empareja por Bluetooth (como un intercom al uso) con el móvil, y debe estar funcionando con la app Forcite para desplegar todo su potencial (si no, de poco sirve).

En ella encontramos un montón de configuraciones y opciones que se completan con las luces LED. Por ejemplo, avisa al conductor de las indicaciones GPS y te indica cuándo tienes que girar, notifica de la presencia de radares y actividad policial, retrasos en el tráfico, accidentes... ¿Cómo? La app utiliza otros proveedores como Waze, trasladando la información de la app al casco. Además, todas las opciones cuentan con un mensaje de audio opcional.

Se puede montar un pequeño mando de control remoto en el manillar de la moto que permite usar el casco con guantes para manipular la cámara, el teléfono, volumen, llamadas, activar el GPS... Su autonomía es de ocho horas.

Temas
Inicio