Compartir
Publicidad
Publicidad

Prueba de la Yamaha TMAX 500 (4/4). Conclusiones y galería de fotos

Prueba de la Yamaha TMAX 500 (4/4). Conclusiones y galería de fotos
Guardar
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La TMAX me ha demostrado porqué es una de las maxiscooter más admiradas, y es que es una moto divertida, cómoda, que te permite disfrutar de una carretera de curvas casi igual que con una naked de media cilindrada. Además es bonita, elegante, pero por desgracia me hizo andar una semana entera con el casco colgado del codo, un "pero" importante tratándose de una maxiscooter. El otro inconveniente que le vimos a la TMAX fueron los elevados consumos que se situaban en torno a los 8 litros cada 100 kilómetros, aunque también es cierto que su motor y buen comportamiento me incitó a ir el máximo de tiempo posible con el puño del acelerador abierto. Qué gozada.

Yamaha TMAX 500

Detalles como las dos amplias guanteras que están a los lados del manillar, el cómodo freno de mano que se encuentra en la piña izquierda del manillar, la fantástica iluminación tanto del cuadro de instrumentos como de la doble óptica delantera cuando rodamos de noche y los reposapiés delanteros con el logotipo TMAX acaban de conformar un producto de excelente calidad, tal y como indica su precio de 8.399 euros para la versión básica sin ABS o los 8.799 euros para la versión con ABS.

Estoy ya probando la Gilera GP 800, por planteamiento la rival directa de la TMAX. En breve podréis leer aquí la prueba.

Más en Moto22 | Prueba de la Yamaha TMAX 500 (1/4) | Prueba de la Yamaha TMAX 500 (2/4) | Prueba de la Yamaha TMAX 500 (3/4)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos