Compartir
Publicidad

Ya se puede reservar la primera moto eléctrica de Erik Buell con 240 km de autonomía, 47 CV y ¡750 Nm!

Ya se puede reservar la primera moto eléctrica de Erik Buell con 240 km de autonomía, 47 CV y ¡750 Nm!
11 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Erik Buell sigue dispuesto a tener un asiento en la mesa de los mayores fabricantes de motos a nivel mundial. El genio americano se resiste a hincar la rodilla y ha iniciado una nueva aventura movida a pilas.

Fuell es su nueva marca, y está determinada a sentar las bases de una nueva familia de motos eléctricas americanas que pueda hacer sombra a las Zero Motorcycles y, en cierto modo, a las extintas Alta Motors con la Flow, su primer modelo.

Un precio que no debería superar los 12.000 dólares

La época dorada de Buell precisamente fue bajo esa misma denominación, Buell, cuando bajo el paraguas de Harley-Davidson el estadounidense creó algunas de las motos más divertidas e innovadoras en los albores del siglo XXI. Discos de freno perimetral, chasis con depósito de combustible integrado, basculantes con depósito de aceite, distancias entre ejes irrisorias...

Sin duda fueron unas motos divertidas y diferentes, repletas de carácter y sólo condicionadas con la imposición de tener que utilizar motores derivados de las Harley-Davidson; grandes bicilíndricos en uve con mucho ruido y no demasiadas nueces. Aún así eran motos fantásticas que acabaron con un amargo final.

Fuell Flow

Tiempo después, Erik Buell rató de recuperar ese mismo espíritu con EBR (Erik Buell Racing), una marca propia e independiente cuyo propósito era crear la auténtica Superbike americana. Con modelos naked y deportivo trataron de buscar la gloria llegando incluso al Campeonato del Mundo de Superbikes ayudado por el apoyo de Hero MotoCorp con un resultado nefasto. El proyecto deportivo murió y poco después la marca acabó disuelta.

Ahora, el inquieto americano ha fundado junto a otros agentes importantes de la industria una nueva marca, Fuell (sí, ya lo sabemos, ha sido todo un alarde de imaginación), y la Fuell Flow será la primera moto que salga con la salvedad de que sera la primera moto eléctrica que lleve el sello de su ingenio.

Fuell Flow 1

Precisamente el mercado de las motos eléctricas pueda ser el que le garantice a Buell el asiento definitivo, y por eso ha creado una montura de la que ya se aceptan los primeros pedidos a través de su página web.

Lo cierto es que parece que Buell se ha rendido a los requerimientos del mercado y ha optado por la razón, porque en lugar de tirar de cifras sorprendentes la Flow se comercializará en dos versiones: una de 15 CV y otra de 47 CV y unos exagerados 750 Nm de par motor con una velocidad máxima en el mejor de los casos de 85 km/h. Ahondando en las prestaciones, la Flow promete una autonomía de hasta 240 kilómetros con una aceleración de 2,6 segundos en el 0-96 km/h.

Fuell Flow 3

El motor eléctrico está alojado íntegramente en el interior de la rueda trasera, por eso parece una llanta lenticular, porque se ha carenado, mientras que las baterías de 10 kWh y el sistema de carga de 6,6 kW ocupan de una manera más o menos esbelta la parte central de la moto. Bajo el falso depósito cabe un casco integral.

El peso del conjunto según las promesas de la marca debería quedarse en torno a los 180 kg en orden de marcha mientras que los tiempos de recarga 0-100% estarían en 1,5 horas para la carga rápida y 10 horas para la normal.

Fuell Flow 2

Sobre el precio aún no se ha concretado nada, pero si Fuell ha hecho esta apuesta por unas prestaciones conservadoras es porque quieren atacar el segmento mainstream y, para hacerlo con un mínimo éxito, el precio no podrán desmadrarlo por encima de los 12.000 dólares para el mercado americano, donde se va a comercializar en primer momento.

Las reservas ya están abiertas por un valor de 500 dólares cada una, aunque según se reza en la página de la moto no se podrán hacer las primeras entregas al menos hasta finales de 2020. Paciencia.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio