Publicidad

Pursang E-Track: un mito español que renace en forma de moto eléctrica sin carnet

Pursang E-Track: un mito español que renace en forma de moto eléctrica sin carnet
6 comentarios

Publicidad

Publicidad

Allá entre los años 1967 y 1984 la mítica Bultaco fabricó la Pursang, una moto destinada al offroad que se hizo famosa tanto por su estética como por sus prestaciones. Desde entonces, de lo último que nos puede sonar es que apareció tímidamente en forma de prototipo de dirt track pilotada por Rubén Xaus en el Superprestigio Dirt Track de 2016.

Desde la desaparición del modelo original hace casi cuarenta años la start-up barcelonesa Pursang ha querido honrar su nombre con la Pursang E-Track, una moto que mezcla la estética clásica con un propulsor eléctrico acorde con los tiempos en los que estamos.

Pursang fabricará una segunda moto eléctrica menos potente

Pursang E Track 2020 1

Jim Palau-Ribes y Roger Gubert llevan desde el año 2000 con esta idea de rememorar a Bultaco con una máquina de dos ruedas adaptada al siglo XXI y parece que por fin lo van a conseguir con esta moto eléctrica que tendrá una primera hornada de 60 unidades especiales con acabados en carbono a las que les seguirán las unidades de serie.

La Pursang E-Track tiene un motor Bosch que entrega una potencia de 11 kW (14,7 CV), lo que significa que la podrían manejar todos los que tuviesen el carnet de coche y al menos tres años de experiencia. Es capaz de alcanzar una velocidad máxima de 120 km/h y su autonomía es de 160 kilómetros gracias a la capacidad de su batería fija de 7,2 kWh (dividida en tres módulos de 2,4 kWh).

En la parte ciclo recurre a un chasis y un subchasis tubular de cromo-molibdeno con una carrocería de carbono laminado. En las suspensiones utiliza una horquilla Ollé R6GV. La misma marca también firma el amortiguador trasero. Para frenar opta por un disco flotante de 320 mm de diámetro delante y otro de 240 mm detrás, ambos de J.Juan.

Las gomas que monta son unas Pirelli Scorpion con llanta de aluminio y radios de 18 pulgadas. Es una moto relativamente ligera con 147 kg y con una altura del asiento bastante accesible de 815 mm.

La Pursang E-Track será el primer modelo que llegue a la calle, concretamente en mayo de 2020, y no será el único ya que la marca también anuncia la Pursang E-Street, un modelo menos potente de 6 kW (8 CV) que podrá alcanzar los 100 km/h y que, esta vez sí, tendrá dos baterías extraíbles de 3,2 kWh de capacidad en total.

Pursang E Street 2020

La autonomía se reduce hasta los 100 kilómetros, es más ligera con 132 kilogramos e igual de alta que la E-Track. Utiliza los mismos componentes mecánicos que su hermana mayor (frenos, suspensiones, neumáticos y chasis). La versión más callejera aún no tiene fecha de salida aunque sí sabemos ya su precio.

En el caso de la Pursang E-Track, para su edición especial de 60 unidades su precio será de 13.700 euros mientras que la Pursang E-Street partirá de los 8.700 euros.

En Motorpasión Moto | Probamos la Triumph Tiger 900: una moto trail con 95 CV y dos personalidades armadas hasta los dientes

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios