Publicidad

Pichón, mira por donde vas

Pichón, mira por donde vas
8 comentarios

Publicidad

Conducir cualquier vehículo por la calle requiere un mínimo de atención. Y si no llegas a ese mínimo lo más fácil es que tengas un accidente. Seguramente al personaje de este vídeo le pase algo así. Porque en los primeros minutos lo vemos más preocupado de cómo suena su moto, cómo funciona el escape y demás "chorradas" que del propio tráfico.

¿El resultado? acabar empotrado en la trasera de un Volkswagen escarabajo. ¿Las consecuencias? en uno de los planos se ve bien claro como tiene ambas rodillas llenas de incrustaciones de cristales. Tan llenas que duele sólo de verlo. Es lo que pasa cuando no vas atento al tráfico y ni siquiera llevas un mínimo de protección. Si eres sensible mejor no le des al play.

Vía | Speed Society

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios