Compartir
Publicidad

¿Está de moda arrollar motos gracias a Esperanza Aguirre?

¿Está de moda arrollar motos gracias a Esperanza Aguirre?
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Todos conocéis el lío que se formo cuando multaron a Esperanza Aguirre por aparcar su Toyota Verso en el carril bus de la Gran Vía de Madrid y si hay algún despistado no sabe de lo que estoy hablando que de un vistazo a todo lo sucedido en el artículo de Motorpasión. Pero de este suceso bochornoso y dejando a un lado al personaje público y la actuación de los agentes de movilidad, ¿sabéis quien es el verdaderamente perjudicado?

Efectivamente, la moto arrollada. Aunque cierto es, que esto solo son daños materiales en una máquina, quiero ir más allá y centrarme en el hecho en sí. Es muy fácil llevarse por delante una moto cuando conduces un coche. De hecho, incluso yo mismo defensor a ultranza de los vehículos de dos ruedas, he tirado una moto al suelo mientras maniobraba en un aparcamiento sin prestar la suficiente atención y con gran dolor de mi corazón motero. Pero gracias al cachondeo formado en las redes sociales ya se pueden ver incluso una aplicación para móviles donde Esperanza Aguirre va en su coche intentando esquivar motos junto a sus policías.

al salir con el coche le di sin querer a una de las motos que habían cruzado para cortarme el paso. Mi coche se rozó un poco

Estas son las primeras declaraciones de Esperanza Aguirre y ciertamente a cualquiera nos puede pasar que por despiste o poca habilidad al volante rocemos una moto y la dejemos derramando sus líquidos en el asfalto en una posición poco decorosa. Pero la segunda versión, avalada por testigos, es que sin haber tenido autorización para irse, decidió arrancar, golpeando una de las motos de los agentes y al propio agente que daba golpes al capó. Esto ya es mucho más feo y bochornoso.

Pues bien, si todo esto lo trasladamos a la sátira y el cachondeo que se forma en las redes sociales entorno a este asunto, ya tenemos un buen caldo de cultivo para trending topic del estilo a #EsperanzaAguirre y #Aguirrealafuga o algunos “fotochops” que la verdad, son tremendamente graciosos. Pero como no podía ser de otra forma y aprovechando el tirón social, la cosa se comienza a desmelenar y el hecho de tirar una moto sin su piloto encima, se convierte en fuente de inspiración. Así nos podemos encontrar ya en el mercado una aplicación para móviles, denominada GTA Aguirre que según la propia descripción del juego dice:

Toca la parte superior de la pantalla para ir hacia arriba y la inferior para ir hacia abajo, cuantos más policías y más vehículos se sorteen, más puntos se consiguen. Ayuda a nuestra amiga a salir de este bochornoso lío, y recuerda ¡La esperanza es lo último que se pierde!

Cuánto tardará este asunto en mutar desagradablemente y que alguien contemple como posibilidad real ir embistiendo cualquier vehículo de dos ruedas que les moleste. Si hasta Esperanza lo hace. No lo quiero ni pensar. He compartido muchas horas de ruta con profesionales de los cuerpos y fuerzas de seguridad mientras ellos van de servicio en sus motos y os puedo asegurar que son grandes profesionales de la conducción que a más de uno dejarían con la boca abierta al ver de lo que son capaces de hacer con sus vetustas motos y sus precarios equipos. Muchos de ellos son capaces incluso de jugarse el tipo pilotando sus motos en situaciones muy complicadas como persecuciones, pero ninguno de ellos sería capaz de librarse de una embestida de un coche por pequeña que esta fuera y lamentablemente muchos de nosotros lo conocemos el resultado de un roce con un coche.

Aplicación Aguirre

Por eso, dejando a un lado el humor y la comicidad de la situación, es preocupante que alguien pueda contemplar o incluso solamente pensar como alternativa dar un pequeño toque a una moto en una situación extrema o de gran ansiedad. Y lo más lamentable de todo es que algún descerebrado habrá que lo lleve a cabo.

En Motorpasión | Esperanza Aguirre tiene un mal día con la policía municipal de Madrid.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio