Publicidad

Laia Sanz, el Ángel de la Guarda de Pela Renet

Laia Sanz, el Ángel de la Guarda de Pela Renet
1 comentario

Publicidad

Publicidad

Como os contamos en la crónica de la cuarta etapa del Dakar 2016 disputada ayer, a Laia Sanz la organización le devolvió el tiempo que había permanecido ayudando a un piloto accidentado, en concreto a Pela Renet que posteriormente fue trasladado al hospital con traumatismo craneal.

Todo ocurrió en el kilómetro 402. Laia Sanz rodaba entre un minuto y minuto y medio por detrás de Renet, que le había superado al principio de la etapa. La marcha del francés era muy bueno y por ello Laia decidió seguir el ritmo que le marcaba, habiendo pasado durante la especial a David Casteu e Iván Cervantes y flirteando con una posición final entre la décima y la décimo quinta.

Sin embargo y de repente, Laia se encontró a Pela Renet en el suelo e inconsciente, y se quedó con él hasta que llegaron las asistencias y lo pudieron trasladar. Pero lo mejor es que lo cuente ella con sus propias palabras:

Me he asustado mucho cuando he encontrado a Pela tirado en el camino. Estaba inconsciente pero en el primer momento he temido lo peor. No reaccionaba y ha tardado mucho en volver en sí. He intentado avisar a la organización pero no funcionaba el Iritrack. Yo los oía pero ellos a mí, no. Después de varios intentos he llamado con mi teléfono a Alex Doringer, a mi jefe de equipo, para que diera el aviso y al cabo de muy poco ha llegado el helicóptero médico y lo han evacuado, pero en todo este proceso ha pasado más de media hora.

"Al principio del día Pela me ha pasado y me ha ido muy bien porque le he seguido y eso me ha hecho ir más rápida. He adelantado a David Casteu y a Iván Cervantes. Todo el rato iba a un minuto o medio minuto de Pela hasta que me lo he encontrado. Cuando he vuelto a la carrera he ido más lenta porque cuando te encuentras un accidente de este tipo se te encoge el cuerpo. Hoy la especial volvía a ser muy rápida con muchos momentos de ir a fondo.

Lo curioso de todo ello es que Laia Sanz ya tuvo un episodio similar hace pocos meses, y con Pela Renet también como protagonista. Durante el Rally de Marruecos, a principios de octubre, la piloto de KTM se encontró también al francés en el suelo, en este caso con fractura de mandíbula y traumatismo craneoencefálico, prestándole ellas los primeros auxilios.

Finalmente la organización del Rally Dakar decidió devolverle los minutos que estuvo parada con Renet, con lo que terminaba la etapa en décimo quinta posición a poco más de diez minutos de Paulo Gonçalves.

Pela Renet sí que puede decir que Laia Sanz es su Ángel Custodio particular.

Vía | Laia Sanz

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir