Compartir
Publicidad
Publicidad

Jorge Lorenzo: "En 2008 llegué a plantearme la retirada"

Jorge Lorenzo: "En 2008 llegué a plantearme la retirada"
Guardar
11 Comentarios
Publicidad

Jorge Lorenzo es sin duda uno de los pilotos españoles con más proyección en el mundial de MotoGP. Este año le ha hecho mucha sombra a Valentino Rossi, le ha desestabilizado varias veces y de hecho el italiano ha puesto como condición para seguir en Yamaha en 2011 que Lorenzo no sea su compañero de equipo.

Está en el Top mundial de las dos ruedas, pero para llegar hasta ahí ha sufrido mucho. Así se desprende de una entrevista que Lorenzo ha concedido a la revista italiana Motosprint, en la cual asegura que tras las duras caídas de 2008 llegó a plantearse la retirada. "Realmente pensé que se había acabado para mí. Tras la cuarta mala caída, que tuvo lugar en Barcelona, casi me rompo la cabeza. Me di un fuerte golpe en el lateral de la cabeza y durante dos días no pude ni siquiera recordar quien era".

"Cuando supe de nuevo quién era y lo que había pasado decidí dejar de correr. Me dije: si sigo haciendo esto, tarde o temprano me acabaré matando" Palabras duras que demuestran una vez más que los pilotos de motos están hechos de una pasta especial, diferente a la del resto de deportistas, como los futbolistas que ante la más mínima dolencia se pasan semanas de baja.

Este año hemos visto a un Lorenzo distinto, un Lorenzo que parecía tener la cabeza muy fría durante todo el fin de semana, a pesar de que desde el primer momento salía a darlo todo. Jorge Lorenzo ha estado muy fuerte en todas las sesiones de entrenamientos, pero lo ha hecho con la madurez de una persona que ha sabido plantearse las carreras de una forma distinta a la que hacía en 2008.

Las duras caídas le han dado madurez como piloto y madurez como persona, y seguro que en 2010 su batalla por conseguir el título de Campeón del Mundo de MotoGP es más dura que este año.

Via | Motocuatro

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos