Compartir
Publicidad
Publicidad
El desastre de Honda en Mugello, sin aceleración y sin agarre en los neumáticos
MotoGP

El desastre de Honda en Mugello, sin aceleración y sin agarre en los neumáticos

Publicidad
Publicidad

Es el pez que se muerde la cola, por intentar solucionar sus problemas en la aceleración, Honda pone peso sobre unos neumáticos a los que no se consiguen adaptar. Por tercera vez este año, la fábrica nipona termina un fin de semana desastroso cuya mejor posición es un sexto puesto de Marc Márquez.

Los pilotos del Repsol Honda achacaron durante todo el Gran Premio de Italia a los nuevos neumáticos Michelin la falta de agarre que no les permitía ir cómodos en pista. Recordamos que en Mugello los distribuidores franceses trajeron un nuevo compuesto de gomas con una carcasa más dura, cambio que parecía agradar a los pilotos Honda.

Sin opciones de pelea

Honda001

Que Marc Márquez no arriesgue por mejorar posiciones o que Dani Pedrosa se caiga en la última vuelta cuando además, apenas se jugaba nada (rodaba duodécimo), era algo inimaginable si echamos la vista un año hacia atrás. Ya les pasó en Catar y también en Le Mans. Ahora en Mugello han vuelto a vivir la pesadilla de sentirse incompetentes sobre la moto.

Las palabras de los pilotos del box del Repsol Honda siempre son demasiado cuidadas, sin embargo en esta ocasión han dejado más de una púa detrás de su prudencia a Michelin. "Al principio he podido luchar, pero más tarde he empezado a tener problemas con el neumático delantero en las curvas y además otros pilotos me atrapaban en la recta", decía Márquez.

Honda003

El piloto de Cervera aseguraba que a pesar de sentirse más cómodo con el neumático duro han tenido que escoger el compuesto medio delantero para poder acabar la carrera: "En un momento determinado he empezado a notar que tenía dificultades en las curvas, así que he decidido mantenerme donde estaba y no arriesgarme a sufrir una caída. Esto nos ha permitido acabar sextos".

Más de lo mismo encontramos en las palabras de Dani Pedrosa: "Hemos tenido problemas por la falta de agarre durante todo el fin de semana, y en la carrera ha sido aún peor. No he tenido nada de adherencia desde el principio, ni delante ni detrás, y me han adelantado muchos pilotos sin poder presentar batalla. La moto se movía mucho, incluso en la recta, y básicamente no he sido capaz de controlarla".

Honda006

Por otra parte hay que sumar los problemas de aceleración que Honda no ha logrado remediar en las primeras seis citas del año. Tras el fin de semana en Mugello pasamos ya el primer tercio de la temporada. Si no se logra una solución pronto, los pilotos Repsol no tardarán en quedar fuera o muy lejos en la lucha por el título.

El propio Márquez decía tras la carrera: "He intentado hacer la carrera detrás de Bautista y he pensado, para qué voy a apretar y pasarlo si luego me va a pasar él en la recta". Qué una Ducati satélite pueda con la que se supone que es la moto más fuerte de la parrilla da una idea del trabajo y los quebraderos de cabeza que pasarán en este momento por la fábrica japonesa.

Esta misma semana volveremos a tener carreras, en esta ocasión Gran Premio de Cataluña, otra cita en casa. En pasado año fue Valentino Rossi el que se llevó la victoria en Cataluña, Marc Márquez y Dani Pedrosa completaron el podio. Ambos pilotos sólo han ganado una vez en el circuito catalán, Márquez lo hacía en 2014 y Pedrosa en 2008.

Fotos | Repsol Honda
En Motorpasión Moto | GP de Italia

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos