Schuberth RiderEcall, el Ángel de la Guarda que te acompaña

Sigue a Motorpasion Moto

Schuberth RiderEcall

El sistema de llamada automática de emergencia en caso de accidente, o también denominada eCall, es un dispositivo que se está intentando instaurar en Europa como parte del equipamiento de serie en los vehículos desde hace tiempo. De momento le falta que tanto la administración se pongan de acuerdo en las fechas límite para que todos los coches nuevos lo equipen. En moto hay algún dispositivo mediante GPS que hace un trabajo parecido pero el fabricante Schuberth ha sido el primero en comercializar un producto que permita enviar ayuda de forma automática. Es el denominado Schuberth RiderEcall.

Schuberth RiderEcall, te vigila todos los días a todas horas

Schuberth RiderEcall

Para los viciosos de los raids, el Schuberth RiderEcall es algo parecido al Iritrack que equipan los pilotos en el Dakar y que les permiten pedir ayuda de forma manual o automática cuando sufren un accidente. Cada minuto cuenta en caso de necesitar asistencia y precisamente lo que intenta el Schuberth RiderEcall es que esta ayuda llegue lo antes posible.

El Schuberth RiderEcall está formado por dos unidades. La principal va montada sobre la propia motocicleta y consta de cuatro sensores:

  • Un sensor de inclinación que detecta cuando se ha ido al suelo la moto
  • Un sensor de aceleración mide sobre todo las aceleraciones negativas que serían una señal inequívoca de un accidente contra un objeto
  • Un tercer sensor mantiene en todo momento la conexión con la segunda unidad, situada en el casco. Si la pierde quiere decir que el piloto y la moto han perdido contacto físico.
  • Un cuarto sensor monitoriza la alimentación del equipo y si se corta, activa la alarma gracias a la batería de la que dispone

Además de los cuatro sensores, un GPS interno junto con un altavoz y un micrófono de hasta tres metros de alcance completan los dispositivos montados en la unidad principal.

La unidad secundaria va montada sobre el casco y además de comunicarse con la de la moto, equipa su propio sensor con acelerómetros para detectar impactos del casco contra cualquier superficie.

Schuberth RiderEcall, de la caída al auxilio

Si cualquiera de los sensores se activa, la unidad principal manda un SMS junto con las coordenadas de la moto al centro de asistencia. Al mismo tiempo, se comunicará con el propio centro para que un operador hable con el piloto y le pregunte si necesita ayuda. Si no responde o lo hace solicitando asistencia, inmediatamente se alertará a los servicios de emergencia para que envíen un vehículo sanitario para prestar sus servicios.

El dispositivo funciona tanto de forma automática como manualmente ya que la unidad principal dispone un botón mediante el cual el conductor puede comunicarse con el centro de asistencia, por ejemplo para pedir ayuda si se ha encontrado con un accidente en la carretera. Incluso podemos crear un fichero con nuestros datos médicos que será enviado junto a la petición de auxilio para que sepan cuál es el mejor tratamiento que pueden darnos.

El sistema Schuberth RiderEcall estará disponible para Europa a partir de enero del 2013. De momento, desconocemos el precio del sistema y de la cuota mensual.

Vía | Circula Seguro
Vídeo | Youtube

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario