Entrevista a Colin Edwards, el auténtico Tornado de MotoGP

Síguenos

Entrevistamos a Colin Edwards

Supongo que no somos los únicos a quienes Colin Edwards despierta un gran interés. Su personalidad rompe siempre con lo establecido y con lo que nos acostumbramos a ver en televisión. Para cuando alguien duda de él siempre tiene disponible jugar la carta de ser todo un doble campeón del mundo de Superbikes reconvertido en un piloto que simplemente se dedica a disfrutar de su trabajo, que por lo que vemos por su larga carrera en el Tech3, debe ser bastante bueno. Sin duda, uno de los grandes pilotos que hemos visto en este siglo XXI y que con 37 años comienza a acercarse a esa edad donde todo profesional del motociclismo se plantea la retirada como mejor opción de cara a una nueva temporada.

De esto hemos querido hablar con el Tornado de Texas cuando hace unas semanas nos pusimos de nuevo en contacto con Tech3. La curiosidad nos ha llevado a conocerle un poco más, a que nos muestre una cara algo más familiar, un lado bastante más habitual de lo que podríamos pensar. Eso sí, sin dejar de lado el papel de chico malo, porque en más de una década compitiendo al máximo nivel siempre hay tiempo para historias que no suelen salir a la luz, de la que se quedan con los pocos que las vieron en el paddock y con sus protagonistas. Colin lleva tres años en Tech3 como pieza clave de la estructura de Yamaha en MotoGP y en uno de los ratos libres que le deja este empleo nos dedicó unos minutos para contestar a nuestras preguntas. Intentamos repasar con el Tornado de Texas algunos los puntos clave de su trayectoria mientras nos muestra algunas pinceladas de lo que será su futuro cercano. No os hago esperar más, éste es Colin Edwards.

Edwards en Indianápolis

Imola 2002 es seguramente la mejor carrera de mi vida

Motorpasión Moto: Colin, has ganados dos Campeonatos del Mundo de Superbikes luchando contra los mejores pilotos; Noriyuki Haga, Carl Fogarty, Troy Bayliss, Aaron Slight… De todos ellos, ¿quién ha sido el mejor rival?

Colin Edwards: La respuesta es que… disfruté enormemente del tiempo que pasé con Bayliss. El nivel de confianza que teníamos, las ganas de pelear y ganar que tenía Troy, y que también tenía yo… Fue un buen dúo sí, fue muy divertido.

MPM: Carreras como la de Imola en 2002 han pasado a ser parte de la historia del motociclismo, de la mejor historia. ¿Cómo la recuerdas?

Colin: ¿Cómo la recuerdo? Probablemente la mejor carrera de mi trayectoria. Cuando echas un vistazo atrás a todas mis carreras podríamos decir que ese fue uno de los momentos definitivos que definen quién eres como piloto. La lucha, no rendirte jamás baja ninguna excepción. Sí, es la mejor carrera que he hecho jamás.

MPM: Supongo que han pasado mil historias allí en el paddock, sobre todo si hablamos con uno de los personajes más excéntricos y originales del paddock, ¿alguna que contar?

Colin: Algo divertido… sabes, la primera carrera de Superbikes que gané, que fue en… Monza de 1998, por aquel entonces era muy joven, tenía 24 años. El caso es que estuvimos entrenando, haciendo ejercicio y llegamos allí un par de días antes. Y… nos emborrachamos como hacía tiempo. Scott Russel, Aaron Slight y yo. Al final volvimos al motorhome y nos pusimos a ver quien era capaz de llegar desde el dormitorio hasta la parte delantera sin carse, como si fueran carreras. Mi mujer estaba allí, sus novias también y bueno, aunque es algo muy políticamente incorrecto –nunca habíamos hecho nada parecido– es algo que recuerdo muy bien porque después gané las dos carreras. El caso es que no importa tanto lo que hagas o dejes de hacer sino ser capaz de estar concentrado en tu trabajo, en ganar carreras y luchar por ello rompiendo con lo que te afecte.

MPM: Cambiando ahora a MotoGP. Después de algunos años como piloto oficial ahora estás en el Tech3 a sabiendas de que pelear por hacer un podio está realmente complicado. ¿Cómo encaras cada carrera?

Colin: Si bueno, es muy complicado especialmente aquí en GP. Tienes que estar contento contigo mismo, al final del día tienes que estar orgulloso de lo realizado. Sales ahí fuera y luchas todo lo que puedes, hay un montón de grandes y pequeñas batallas, aunque esas quizás no las veas en la televisión. Pero esas minibatallas que tienes te mantienen motivado. Como eso de ser “el que más” o “el mejor en…”, ya sabes, ser el primer privado, el que corre todas las carreras de 800cc etc… Pero como no somos un equipo oficial nos tenemos que conformar con luchar por ser el mejor equipo satélite.

MPM: Lograste un resultado magnífico en Silverstone tras una fea lesión. Después de estar otra vez en el podio, ¿echas de menos el sabor de la victoria?

Colin: Sí pero ya sabes… soy feliz, no sé por qué la verdad pero lo estoy (se ríe). Quiero decir, por supuesto que echo de menos el sabor de la victoria pero estoy feliz con lo que hago. Me gusta mi trabajo. Me gusta empezar un fin de semana. A veces te vuelves conteto y orgulloso, otras veces te sientes fatal. Ahora trabajo en poner a punto cada moto, en sacar lo mejor de ellas y se supone que soy bueno en eso. Es siempre un reto, un reto que disfruto.

En Yamaha hay quien piensa que se debe retirar

Hay gente en Yamaha que piensa que es hora de retirarme.

- MPM: Hay gente que opina que va siendo hora de retirarse porque hay gente joven que necesita la oportunidad de tener una moto en la categoría reina. ¿Qué te gustaría decir sobre esto?

Colin: Para serte sincero, sería muy fácil si no tuviera ninguna motivación. Creo que hay algunos… incluso gente de Yamaha, que piensan que es hora de retirarse, pero lo cierto es que estoy preparado, tengo 37 años, creo que piloto bien, me siento aun motivado para correr. Esta es una de esas cosas que tienes que amas hacer, que te apasionan, da igual cuanto cueste, no estoy preparado para irme a casa a beber Martini.

Colin en Silverstone

MPM: ¿Cual es tu mejor recuerdo en MotoGP? ¿Cómo recuerdas, por ejemplo, la salvada de Jerez 2008?

Colin: Mi mejor recuerdo… pues la verdad es que no lo sé. Tengo algunos bastante buenos. Seguramente lo de este año, romperme la clavícula en Barcelona y la semana siguiente hacer un podium. Me había dolido mucho no correr y quería demostrarme a mi mismo si podía hacerlo y, de hecho, lo hice. Fue muy especial. Estoy muy contento con ese recuerdo.

¡Bueno la salvada en Jerez! ¡Fue…buff! Pero la verdad es que me pasa todo el tiempo en el Texas Tornado Bootcamp. Pero es tan sólo una reacción a una acción previa, simplemente pasa. Si sabes como responder ante la situación te salvas. De todas formas no ha sido la mejor salvada que he tenido, las mejores no están en vídeo (se ríe).

Hacer podio una semana después de romperme la clavícula es uno de mis mejores recuerdos.

MPM: En MotoGP, si no tienes una moto oficial es muy complicado conseguir buenos resultados, ¿cómo cambiarías esta situación? ¿Crees que las CRT son el buen camino?

Colin: Uhm, el hecho es que todos los fabricantes y la gente de Dorna se han esforzado por desarrollar ese reglamento de CRT’s y parece adecuado. Ahora Yamaha te vende un motor, otro se encarga de hacer el chasis, los ponen juntos y si la moto gana, Yamaha gana, si la moto pierde, el fabricante de chasis es el que pierde. Así es como están las cosas. Creo que las CRT serán interesante, el proceso de desarrolo de hacer un puzle con un chasis y decir: venga, a ganar carreras! (poco tiempo después se supoe que correrá con el Forward Racing)

MPM: Uan pregunta complicada que estarás cansado de escuchar, ¿vas a Japón?

Colin: Sí, de momento vamos. Nadie quiere ir pero no tenemos ninguna prueba para no hacerlo. Y sino tenemos ninguna prueba de que sea peligroso… con tantas multinacionales por medio… Ahora mismo mi cuerpo tiene que estar como loco. Cuando me rompí la clavícula me sometí a unas radiografías que bombardearon mi cuerpo con radiación e incluso en la pista te sometes a más de lo que lo harías estando en casa, por ejemplo. Así que nada, me llevaré mis zapatillas de siempre, comida de casa e intentaré no beber demasiada agua de allí (se rie)

MPM: Cuando no estás corriendo, ¿qué haces?

Colin: Me quedo con los chicos y la familia, paso el tiempo en el Texas Tornado Bootcamp con salvadas como la de Jerez. Disparamos un poco etc… Eso es la mayor parte del tiempo, todo lo demás como salir y las vacaciones por ahí un par de veces al año es algo más esporádico. Se puede decir que me dedico a la familia.

MPM: ¿Quién es tu mejor amigo en el paddock?

Colin: Mi mejor amigo ahora mismo en el paddock… seguramente Ben. Es un poco introvertido de cara al público, no muestra sus emociones pero el año pasado compartí mucho tiempo con él, salimos de vez en cuando e intenté enseñarle algunas cosas etc… Realmente, es el único con el que mantengo contacto regularmente.

MPM: ¿Has apostado alguna vez? Y si lo has hecho, ¿has ganado?

Colin: Para serte sincero no soy muy del juego la verdad. Pero sí que juego al Poker con un grupo de amigos y la verdad, sin querer ser chulo ni nada… creo que nunca he perdido lo qu ehe jugado, siempre acabo llevándome algo a casa

MPM: Recuerdo que hiciste esta pregunta a Ben Spies, ahora te la paso a ti. Dame tres palabras para describir tu estilo de pilotaje y otras tres para tu personalidad.



Colin: Uhmmm… (se lo piensa detenidamente) fluido, parece, lento (looks y slow como si fueran dos palabras independientes, evidentemente, el tejano se parte). Oh, es muy difícil describir mi personalidad… cuidadoso sería una y las otras dos… ni idea, la verdad. Simplemente me levanto por la mañana, respiro hondo y me alegro por el fantástico día que hace.

MPM: Gracias Colin por este tiempo, ¿hay algo que quieras decir a los seguidores en España?



Colin: La verdad es que sí, ¡qué se vengan al Texas Tornado Bootcamp a ver como nos lo montamos para pasar un buenrato!

Especial agradecimiento de nuevo al equipo Yamaha Tech3, concretamente a su jefa de prensa, Judith, que nos ha facilitado la labor. Evidentemente, también a Colin por sacar unos minutos para nosotros a pesar de estar metido en reuniones para terminar de dar forma a 2012.

Fotos vía | Yamaha Tech 3

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

13 comentarios