Bautista podría estar en Estoril, tras todas la compliciones sufridas

Sigue a

Alvaro Bautista

Fractura transversal desplazada, de tercio proximal de su fémur izquierdo. Solo de leerlo se me ponen los pelos como escarpias. Pero por fortuna Álvaro Bautista ya se encuentra en su casa de Talavera de la Reina, donde ha sido recibido por miembros de su Fan’s Club a los que agradeció el recibimiento declarando:

Estos días pasados han sido difíciles. Sin embargo ya estoy en casa, con mi gente y ya pienso en recuperarme pronto y subirme en la moto. Desde el día que sufrí la caída tenía en mente que quería venir a España para que me operara mi médico de siempre, Ángel Villamor, pero los médicos de allí me desaconsejaban viajar con la pierna rota.
Pensamos que era una operación fácil, de hecho lo era y salió muy bien lo que pasa es que luego se complicó cuando me hicieron una raja de 30 centímetros para que saliera toda la sangre sucia. Lo esencial era volver a España y nos costó. Eran momentos difíciles y quiero agradecer a los que hicieron posible traer un avión medicalizado.

Alvaro Bautista_SUZUKI_4

“Antes de su llegada a Madrid se le tuvo que transfundir sangre pues su nivel de hemoglobina estaba en siete, cuando lo normal es catorce y a partir de nueve se hace necesario este tipo de actuaciones”, explicaba del Doctor Ángel Villamor.

Álvaro llegó en buen estado aunque dolorido, cansado y con algo de stress por los momentos vividos, si bien inmediatamente se realizó analítica sanguínea urgente, en la que se comprobó que habían aumentado sus cifras de hemoglobina.

Duros momentos los vividos por Bautista en Doha donde se ha vuelto a poner en tela de juicio la implicación de la organización con los accidentados, ya que se repite la misma historia que ocurrió el año pasado con Fonsi Nieto. Incluso el propio Ángel Villamor manifestó que sería conveniente disponer de una avión medicalizado para cualquier piloto que se pueda ver en esta situación.

Animo Álvaro que seguro que si por ti fuera estarías en Jerez subido en la moto para dar guerra. Pero la prudencia aconseja que sea Estoril, con casi un mes de recuperación el Gran premio elegido para volver a subir a la moto.

Fotos | Rizla Suzuki

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

8 comentarios